ARCHIVADO EN:

La inmobiliaria Barcelona Business Society (Barcelona Selecta) ha sido multada con 1.600 euros por no atender a una clienta en catalán.

La Dirección General de Comercio de la Generalitat ha impuesto esta sanción teniendo en cuenta el artículo 8.3 de la Ley de Comercio, Servicios y Ferias. Según este, las personas que accedan a la actividad comercial "han de estar en condiciones de poder atender a los consumidores cuando se expresen en cualquiera de las lenguas oficiales en Cataluña". 

Tal como informa Crónica Global, fue la cantautora Montse Castellà quien "sufrió" esta situación de "catalanofobia". En tener conocimiento de ello, la ONG Plataforma per la Llengua emprendió acciones legales en abril de 2018 para denunciar a la inmobiliaria por discriminación y vulneración de los derechos de los consumidores.  

Castellà explica a través de un artículo publicado en El Nacional.cat que el trabajador de la inmobiliaria le contestó de malas maneras por hablar en catalán y que además la insultó. 

BOU TAMBIÉN RECIBIÓ MULTAS 

El candidato a la alcaldía de Barcelona por el PP, Josep Bou, ha criticado este domingo 12 de mayo que los comercios tengan que rotular en catalán y ha explicado que él mismo fue sancionado por anunciar una oferta en castellano en su panadería: "A mí me han puesto dos multas".

Bou ha detallado la sanción a su negocio al hilo de la multa que ha recibido esta semana la empresa Barcelona Selecta por no atender en catalán a la cantautora Montse Castellà. El alcaldable ha tachado la norma de sectaria e intolerable y ha acusado a los independentistas de utilizar el idioma como "una punta de lanza" de su política.

En declaraciones a los periodistas durante su visita a las carpas del partido en la plaza mayor de Nou Barris, Bou ha explicado que durante el Govern de José Montilla le multaron por colgar una oferta de pan de medio en castellano que no tenía también la versión en catalán: "Recurrí la sanción, la rebajaron y al final aboné 600 euros", dice.