ARCHIVADO EN:

Por escrito y desde la cárcel (la de Lledoners), Quim Forn se siente "fuerte" y se postula como alcaldable de Barcelona para las elecciones del próximo mayo. Además, hace un llamamiento para conseguir hacer una lista unitaria que aglutine a todos los partidos soberanistas/independentistas que, a día de hoy, están enfrentados entre ellos -y hasta fracturados dentro de ellos.

La entrevista 'virtual' se la ha concedido Forn al programa 'bàsics' de betevé. Se trata de la primera que concede y en ella muestra su predisposición a volver a la política activa, a pedir una entente cordial entre PDeCAT y ERC y, por último, a integrarse en una candidatura unitaria para alcanzar la alcaldía de Barcelona.

Ex conseller de la Generalitat y ex concejal en el Ayuntamiento, Forn está dispuesto a jugar su papel en la candidatura del PDeCAT a las municipales. Para ello, explica que "conozco bien la ciudad, conozco bien el Ayuntamiento y creo que puedo hacer una aportación positiva".

No obstante, Forn deja bien claro en betevé que "mi participación puede ser desde el ámbito político, participando en una lista electoral, aunque no es estrictamente necesario que sea así".

JUNTO A MUNTÉ

Forn no quiso participar en las primarias de la antigua Convergència, con lo que dejó el camino expedito para que Neus Munté fuese nominada y sea todavía hoy la cabeza de serie, si bien ella misma fue la primera en admitir que en el caso de que Forn decidiese apuntarse, ella daría un paso al lado -que no atrás.

"Neus (Munté) sabe que estoy a su disposición", escribe Forn, si bien no especifica si encabezaría la candidatura. En este sentido insiste en destacar que "respeto las decisiones de las personas que se presentaron al proceso de primarias, y también con el resultado que se derivó de él".

"Estoy al día de todo lo que pasa en Barcelona", sostiene Forn en su entrevista escrita, "porque semanalmente recibe información sobre "los grandes temas de ciudad, los debates políticos, los conflictos vecinales".

En  cuanto a las desavenencias en el Parlament entre JuntsxCatalunya y ERC, Forn reconoce que "no me gustan, ni creo que gusten a ninguno de los dos partidos". Y añade que "no es el momento de buscar culpables, es el momento de comprometerse que no se vuelvan a repetir".

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.