A Jaume Collboni Cuadrado, candidato a la alcaldía de Barcelona por el PSC, le encanta coleccionar robots, tiene en Senderos de gloria (Stanley Kubrick) su película de cabecera y es forofo del Barça. Barcelonés de orígenes andaluces por parte de madre, Collboni nació -el 5 de septiembre de 1969- y creció en el barrio del Baix Guinardó, aunque también ha vivido en la Teixonera, el Gòtic y en el Poblenou. Actualmente reside en el Eixample y habitualmente se le puede ver por el Besòs-Maresme, donde ahora vive su madre, recordaba él mismo en el mitin de inicio de campaña, en la confluencia de la rambla de Prim con la calle Pujades.

Una de las personas que mejor le conoce es su hermana pequeña, Iolanda. En conversación con Metrópoli Abierta explica que Jaume inició el parvulario en una cooperativa de padres, la escuela Icària, y estudió Educación General Básica (EGB) en el colegio público Bisbe Irurita, la actual escuela Mas Casanovas. El líder del PSC en Barcelona no tuvo problemas en los estudios, aunque en su casa tampoco le exigían ni a él ni a su hermana que sacaran muy buenas notas. Iolanda define a Jaume como una persona "consecuente y reflexiva" y "algo desordenado, pero solo en lo doméstico. Tiene la cabeza muy bien amueblada".

Jaume Collboni, de niño, frente a una horchatería de Ciutat Vella, a principios de los años 70 / IOLANDA COLLBONI
Jaume Collboni, de niño, frente a una horchatería de Ciutat Vella / FAMILIA COLLBONI-CUADRADO

AIRE A GEORGE CLOONEY

A punto de cumplir 50 años, Collboni es el gentleman municipal. Atractivo, con un aire a George Clooney, viste siempre impecablemente y cuida su imagen. El concejal es licenciado en Derecho por la Universidad de Barcelona y posee un posgrado en Dirección de Sistemas de Información por la Universidad Pompeu Fabra. Vinculado al movimiento asambleario desde sus años de bachillerato, Collboni llegó a ser secretario general de la Asociación de Jóvenes Estudiantes de Cataluña (1992-1995) en la universidad. En su pasado sindicalista, Collboni impulsó el gabinete técnico de UGT en Cataluña y formó parte de la dirección estatal de UGT entre 1998 y 2005.

En aquellos años, Miquel Iceta y Josep Martí Álvarez ya habían puesto los ojos en él. Militante socialista desde 1994, fue consejero del distrito de Horta-Guinardó entre los años 1995 y 1999, mandato en el que Pasqual Maragall pasó la vara de mando de la ciudad a Joan Clos. Años más tarde, entre 2005 y 2010, fue coordinador del grupo parlamentario socialista, y diputado en la cámara catalana entre 2010 y 2014. Ese año renunció a su escaño para presentarse a las primarias del PSC al Ayuntamiento de Barcelona a las que también concurrieron otros jóvenes valores del PSC como Laia Bonet -ahora la número 2 de la lista socialista-, Rocío Martínez-Sempere y Jordi Martí, ahora en las filas de los comuns después de que Ada Colau le haya dejado pilotar la gerencia municipal este mandato. 

Jaume Collboni, en el Ilustre Colegio de Abogados de Barcelona, tras licenciarse / IOLANDA COLLBONI
Jaume Collboni, en el Colegio de abogados, tras licenciarse / FAMILIA COLLBONI-CUADRADO

Collboni fue el alcaldable del PSC en los comicios municipales de 2015 en los que ganó Colau. Los socialistas obtuvieron el peor resultado de toda su historia y se quedaron solo con cuatro regidores. Tras pasar un año en la oposición, en mayo de 2016, el PSC entró en el gobierno de Barcelona, tras un pacto con Colau, que se prolongó hasta noviembre de 2017 cuando el núcleo duro de la alcaldesa forzó la ruptura por el apoyo del PSOE al artículo 155 de la Constitución.

GOBIERNO CON COLAU

Durante el año y medio que estuvo en el gobierno, Collboni fue segundo teniente de alcaldía y encabezó las carteras de Empresa, Cultura e Innovación. Bajo su dirección, el Ayuntamiento impulsó el restablecimiento de las relaciones municipales con los restauradores de la ciudad tras la polémica implantación de la Ordenanza de terrazas, incrementó un 15% el presupuesto de Cultura y encabezó las delegaciones barcelonesas para acoger la Agencia Europea del Medicamento ante el desinterés de la alcaldesa. Sin embargo, la capital catalana perdió las votaciones y el organismo optó por instalarse en Amsterdam.

EN PARAPENTE Y BICI

De carácter perseverante y optimista, Collboni se ve como perfeccionista y terco, rasgos que confirma su hermana, y a los que añade la empatía y el saber escuchar. Al edil, que espera sacar unos buenos resultados en los comicios del próximo domingo, le encanta el parapente. "Se ha tirado en dos o tres ocasiones", dice Iolanda. Y circular en bicicleta por la ciudad. También le gusta leer. "En ocasiones se pone a andar por la ciudad hasta encontrar un rincón donde leer un libro. Es su forma de desconectar de la política", subraya la hermana.    

Jaume Collboni, en la sede de Metrópoli Abierta / HUGO FERNÁNDEZ
Jaume Collboni, en la sede de Metrópoli Abierta / HUGO FERNÁNDEZ

Collboni ha estado casado con el productor de Sálvame, Óscar Cornejo. La unión duró cinco años, entre 2011 y 2016. El enlace tuvo lugar en el Ayuntamiento de Barcelona en abril de 2011 y a él acudió gente tan dispar como Belén Esteban y el expresidente de la Generalitat, José Montilla. Actualmente, Collboni está soltero "y sin compromiso". Tampoco tiene hijos. La pasión de Collboni son sus dos sobrinos, Carmela y Víctor, hijos de su hermana, a los que habitualmente se ve en los mítines socialistas abrazados a su tío.