La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, y el presidente del gobierno español en funciones, Pedro Sánchez, se reunirán el próximo 30 de julio. El anuncio del encuentro se produce un mes más tarde de que la líder de BComú enviara una carta al número uno del PSOE para proponerle una reunión.

La primera edil de la ciudad hizo lo mismo con el presidente de la Generalitat, Quim Torra, con quien también se reunirá el penúltimo día de julio.

REACTIVAR RELACIONES

De esta manera, Colau ha anunciado este jueves en rueda de prensa que la reunión con el presidente del gobierno catalán servirá para “reactivar las relaciones que han estado un poco paradas durante el ciclo electoral” con el gobierno de JxCAT.

Esta mañana se ha producido la primera Comisión de Gobierno del nuevo cartapacio y desde el consistorio han reclamado al gobierno de Quim Torra que se “restablezca la comisión bilateral entre las dos administraciones”. En este caso, el encargado de encabezar la representación del Ayuntamiento será el primer teniente de alcalde, Jaume Collboni.

Collboni, por su parte, ha exigido que “todas las administraciones que actúen en Barcelona deben hacerlo con diligencia y vocación de servicio” y ha reiterado: “que la capital catalana sea la capital de Catalunya no significa que no tengan necesidades en materia social”.