La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, ha sostenido este viernes que la empresa automovilística Nissan "debe tener futuro en Barcelona", ya que la ciudad "ha apostado muy fuerte por ser líder en la movilidad del futuro" y "es una buena oportunidad" para la compañía.

En una entrevista en TV3, Colau ha asegurado que no tiene confirmación de que Nissan planee cerrar su fábrica de Barcelona dentro de su plan de reducción de costes por la complicada situación financiera que atraviesa, como publicó ayer el medio nipón Nikkei.

NO TOME "DECISIONES PRECIPITADAS"

"Espero que no se concrete", ha declarado la alcaldesa, que ha manifestado el apoyo a los trabajadores de la multinacional del motor y ha pedido a la empresa que no tome "decisiones precipitadas" y aprecie que "Barcelona es un buen lugar para que se quede".

En este sentido, la primer edil de la ciudad ha propuesto que todas las administraciones colaboren para que Nissan haga la "transición" a la movilidad del futuro en Barcelona.

"USAR AHORROS PARA HACER FRENTE A LA CRISIS"

La alcaldesa también ha reclamado al Estado que permita que los ayuntamientos puedan usar sus "ahorros" para hacer frente a la crisis del coronavirus y ayudar a la economía local, y ha defendido la propuesta del vicepresidente del Gobierno, Pablo Iglesias, de crear un impuesto a las grandes fortunas.

La líder de Barcelona en Comú ha argumentado que la intención del consistorio es no hacer recortes, para lo que han insistido al Estado: "Ya es hora de que nos dejen gastar nuestros ahorros", ha dicho Colau sobre el superhábit de los ayuntamientos.

IMPUESTOS MUNICIPALES

Ha descartado quitar impuestos municipales, porque considera que son necesarios y que es imposible quitarlos y a la vez llevar a cabo medidas sociales, tras lo que ha insistido en un impuesto a las grandes fortunas para reducir la desigualdad: "Necesitamos recursos para redistribuir"

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.