Las palabras de la alcaldesa de Barcelona para analizar el nuevo escenario político han suscitado, por alusiones, la lógica reacción de las diferentes fuerzas políticas que conviven en el ayuntamiento. En especial de los socialistas de Jaume Collboni, ya que Ada Colau ha asegurado que “el acuerdo de gobierno se rompió por la polarización del PSC” ante la intervención de la autonomía.

Collboni ha rechazado los argumentos de la alcaldesa y ha asegurado que el responsable de “la ruptura unilateral fue el alma independentista (de Colau)”.

Además, Collboni ha criticado a la alcaldesa por señalar como prioridad el acercamiento a Catalunya de los presos independentistas. Para Collboni, lo que debe hacer Colau como alcaldesa es “aprovechar que tiene un gobierno amigo y hablar de Barcelona. Es muy importante no mezclar peras y manzanas”.

Por su parte, Alberto Fernández, líder municipal del PP, ha afirmado que Colau es “más diputada podemita y concejal independentista que alcaldesa”. Para Fernández, Colau debería “hablar de cuándo se va a abrir una nueva etapa en Barcelona, paralizada y bloqueada, para que ella pase a la historia”.

LA POLÍTICA DEL CALAMAR-ESCORPIÓN

Según Fernández, “Colau gesticula porque no sabe gobernar; insulta porque es incapaz de promover proyectos que mejoren Barcelona, y habla de una nueva etapa en Catalunya y en el resto de España, porque es incapaz de hablar de su propia etapa en Barcelona".

El dirigente popular ha añadido que la forma de hacer política de Colau es la de un “calamar-escorpión, con cortinas de tinta y que clava aguijones para esconder su incapacidad de gestionar” la ciudad, y le ha exigido que deje de insultar y descalificar al resto.

Menos duro ha sido el presidente del grupo municipal del PDeCAT y ex alcalde de Barcelona, Xavier Trias, quien ha pedido a Colau que esta nueva situación “no se utilice para hacer enfrentamientos, sino para avanzar”. Sí que le ha dado la razón, no obstante, en señalar el tema de los políticos presos como una prioridad al nuevo presidente del Gobierno.