ARCHIVADO EN:

El Ayuntamiento de Barcelona pagará más de 104.000 euros por asesorar al Consell de Ciutat. No es una broma. El contrato, según los documentos municipales, “persigue reforzar las capacidades operativas del Consell de Ciutat de manera alineada con el objetivo de potenciar los órganos de participación ciudadana como verdaderos espacios amplios de coproducción, de seguimiento y de evaluación de las políticas públicas, tal y como prevé el plan de Acción Municipal 2016-2019”.

Así pues, pretende dar apoyo y asesorar al Consell “dotándolo de recursos técnicos y humanos necesarios para que pueda ejercer plenamente su rol de espacio de deliberación, debate y seguimiento de las políticas públicas desde la ciudadanía, persiguiendo una redistribución de recursos y un cambio en las relaciones de poder”. El contrato incluye el apoyo a la dirección de servicios del área de Democracia Activa y Descentralización “en el funcionamiento del Consell de Ciutat”.

PUBLICIDAD DE LA DEMOCRACIA

La empresa adjudicataria no sólo coordinará el servicio y los recursos, sino también las reuniones del órgano municipal, gestionando la agenda, participando en las sesiones del Consell y levantando actas de todas las reuniones. Sin embargo, una de las principales misiones del contrato es hacer publicidad de la democracia en las instituciones municipales. De ahí que buena parte de su cometido esté relacionado con campañas de comunicación, ruedas de prensa y propaganda del Ayuntamiento. La alcaldesa es consciente de que una imagen vale más que mil palabras y de que la comunicación es la parte más importante de la imagen pública de un político.

Así, en materia de comunicación ha de poner en marcha una campaña “para dar a conocer el Consell de Ciutat y animar a formar parte de él”, la organización de ruedas de prensa y convocatoria de actos de presentación del Consell, gestión de entrevistas, redacción de notas de prensa y envío a los medios de las mismas, elaboración de resúmenes “en un lenguaje entendible sobre los acuerdos tomados en el Consell”, la elaboración de informes anuales de impacto y la actualización permanente de la información en la web.

PERSPECTIVA DE GÉNERO

En redes sociales, la adjudicataria ha de realizar mailings para incentivar la participación de las entidades en el Consell, ha de elaborar contenidos en catalán y castellano para la web y el blog, ha de confeccionar un boletín y una newsletter mensual, ha de “adecuar las imágenes” y ha de dinamizar su presencia en redes sociales y plataformas digitales, con especial atención a Twitter y Facebook.

En el pliego de cláusulas técnicas se exige que la empresa adjudicataria tenga integrada una perspectiva de género. “La perspectiva de género es un enfoque teórico que permite analizar y comprender las características que definan a mujeres y hombres de manera específica, así como sus semejanzas y diferencias (…) Pulveriza las características y los mecanismos del orden patriarcal, y de manera explícita critica sus aspectos más nocivos, destructivos, opresivos y alienantes causados por la organización social estructurada en la injusticia y la jerarquización basadas en la diferencia sexual transformada en desigualdad. La adjudicataria habrá de garantizar que esta perspectiva se aplicará en todos los procesos implementados en el marco del servicio objeto del contrato”.

TRES EMPRESAS EN EL CONCURSO

Al concurso se presentaron tres empresas: Eidos Dinamització Social, QSL Serveis Culturals y Fundació Ferrer i Guàrdia, cuya primera oferta económica se dio como “anormalmente baja” pero que posteriormente justificó. Ganó la primera de las citadas, que en la puntuación del juicio de valor de los responsables municipales aventajó a sus rivales de manera contundente. Al concurso se había presentado también la empresa 3CS Cambios Estratégicos, pero en el sobre de los criterios de valor introdujo los curriculums de las personas que trabajarían en el proyecto, que deberían haber sido presentados en el sobre de criterios automáticos, por lo que su licitación fue excluida del concurso (según el acta municipal, con ello infringió el secreto de la oferta).

Eidos, pues, se llevó el contrato por un valor total de 104.265,89 euros. El contrato durará dos años, pero podría porrogarse otro año más, lo que elevaría el precio final de la contratación.

Eidos es una compañía fundada y dirigida por Yolanda Jiménez Pozo y su objeto social son los servicios de investigación, consultoría y gestión de procesos para la acción pública y asociativa”. Desde hace 20 años trabaja como consultora en participación ciudadana, transparencia y técnicas de innovación social. Es socióloga y diplomada en el posgrado de Participación y Desarrollo Sostenible de la UAB y ha participado en congresos y simposios internacionales sobre participación ciudadana.