El teniente de alcalde de Seguridad de Barcelona, Albert Batlle, ha defendido el nombramiento a dedo del jefe de la Guardia Urbana, Pedro Velázquez, después de que el CSIF presentara una denuncia ante la Fiscalía contra la alcaldesa, Ada Colau, por un presunto delito de prevaricación: "Hemos hecho las cosas mejor que nunca".

El miembro del PSC lo ha asegurado durante la Comisión de Presidencia de este miércoles, en la que ha sostenido que la denuncia no tiene "ningún tipo de recorrido" porque el nombramiento se ha hecho siguiendo el mismo procedimiento que en casos anteriores, según él.

DENUNCIA INTERPUESTA POR EL CSIF

Según fuentes fiscales, el pasado 8 de junio se abrieron diligencias informativas por la denuncia interpuesta por el CSIF, que sostiene que Colau nombró Velázquez el pasado mes de diciembre a través de un decreto de alcaldía, lo que el sindicato ve una decisión "totalmente contraria a derecho".

Batlle ha explicado que se hizo el nombramiento provisional del nueve jefe de la Guardia Urbana el pasado mes de septiembre y que, en marzo, justo antes de la pandemia del coronavirus, se sacó a concurso el nombramiento definitivo.

 

El jefe de la Guardia Urbana, Pedro Velázquez  / AYUNTAMIENTO DE BARCELONA
El jefe de la Guardia Urbana, Pedro Velázquez  / AYUNTAMIENTO DE BARCELONA

"ESTAMOS ABSOLUTAMENTE TRANQUILOS"

"Estamos absolutamente tranquilos. Se han hecho los procedimientos tal como se habían hecho siempre. No vemos qué puede haber detrás de este empecinamiento que a veces tiene determinado sindicato por intentar liarla", ha aseverado Batlle.

Asimismo, ha reprochado que la denuncia se haya hecho contra el jefe de la Guardia Urbana y Colau y no contra él mismo, que es quien hizo la propuesta, o contra la gerente, y considera que la resolución del tema "solo puede ratificar la corrección del procedimiento usado".

CSIF DENUNCIA A COLAU

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) denunció a la alcaldesa de Barcelona y al jefe de la Guardia Urbana, Pedro Velázquez, por un presunto delito de prevaricación [ver aquí].

El sindicato alegó a principios de este mes que el nombramiento del máximo responsable de la policía no se realizó siguiendo "los principios de objetividad, mérito, capacidad e igualdad de oportunidades", sino que se llevó a cabo "de forma unilateral, arbitraria y sin ningún fundamento legal".

En la denuncia, que firman los funcionarios del Ayuntamiento Eugenio Zambrano y Horacio López, se consideraba también que Velázquez "incurriría en un delito al haber aceptado un cargo público sin cumplir con los requisitos legalmente establecidos", según recoge el "artículo 406 del Código Penal.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.