El Ayuntamiento de Barcelona celebrará en abril el pleno extraordinario sobre el coronavirus. El primer grupo que pidió la celebración de esta pleno fue Ciutadans, como avanzó Metrópoli Abierta en una entrevista con Luz Guilarte. Posteriormente, a la iniciativa del partido naranja se sumó ERC, que dijo que se tenía que llevar a cabo lo más pronto posible. El gobierno municipal trabaja en dos opciones, un pleno telemático o semi-presencial en la Sala Carles Pi i Sunyer. La opción preferida del gobierno de Ada Colau es la segunda para no perder "simbología institucional".

El pleno tiene que servir para que el órgano municipal, del que forman parte 41 regidores, "debata y se posicione sobre la emergencia sanitaria, su impacto en la ciudad y la actuación municipal para hacerle frente", dice el documento municipal al que ha tenido acceso Metrópoli Abierta. En la reunión también se podrán incluir aquellos asuntos de orden administrativo de carácter urgente que no se pueden posponer.

"PÉRDIDA DE SIMBOLOGÍA INSTITUCIONAL"

Entre las opciones que se barajan para celebrar el pleno figuran que sea telemático o semi-presencial. En el primero, sin un lugar físico, los concejales se conectarían desde su casa, y la sesión se retransmitiría a la ciudadanía por Youtube y/o Betevé. Esta opción "hace más difícil el debate entre los portavoces de los grupos y desvincula el pleno de la Sala Carles Pi i Sunyer, "perdiendo simbología institucional" que, "en un momento como éste, sería importante mantener", apunta el texto municipal.

La segunda opción que se baraja es celebrar el pleno en la Sala Carles Pi i Sunyer, pero a él solo asistirían, presencialmente, la alcaldesa Colau, los presidentes de grupo, el ponente del informe del gobierno y el secretario municipal. "El resto de concejales asistirían de forma virtual". El debate se centraría en los presidentes de grupo, el ponente del gobierno y Colau, que podría intervenir cuando quisiera. Los concejales que lo necesiten podrán tomar la palabra de forma remota.

CIUTADANS DEFIENDE LA VÍA TELEMÁTICA

Según Guilarte, el gobierno prefiere la opción del pleno semipresencial, aunque desde su partido se defiende que sea de forma telemática. "Nosotros creemos que hay que hacerlo por las vías telemáticas que hay habilitadas. La Ley de bases se modificó para que se pudiesen hacer telemáticos. Este viernes hemos hecho el del Área Metropolitana de Barcelona, con 100 participantes, sin problemas. Nos dicen que sería más conveniente la segunda opción por imagen institucional. ¿De verdad, ahora, lo que tiene que importar es la imagen?", se pregunta la edil de Ciutadans. Si no se hace virtualmente, Ciutadans no asistirá.

La presidenta del grupo municipal de Ciutadans también critica que se eliminen las iniciativas del pleno y únicamente se mantengan los ruegos y preguntas. Las preguntas se deben responder cuando nos presenten el informe, que será el primer punto. El gobierno lo que quiere es que no se tenga que votar nada. Las iniciativas se votan y quieren evitarlo a toda costa".

El documento al que ha tenido acceso este medio también prevé que este mes de abril no se celebren comisiones -en marzo ya no se hicieron-. En cambio, el gobierno municipal montará dos Juntas de Portavoces, una el próximo martes y otra más adelante, antes de la celebración del pleno, para "ordenar la sesión del Consejo Plenario". El Ayuntamiento también celebra cada semana la comisión de gobierno de forma virtual. 

LOS PLENOS DE DISTRITO, EN MAYO

Según el documento, los plenos de distrito se dejarán para mayo, para la semana del 4 al 8. Las sesiones estarán centradas en la emergencia sanitaria, aunque también se podrán incorporar aquellos asuntos de orden administrativo de carácter urgente que no se puedan posponer.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.