El Ayuntamiento de Barcelona ha anunciado la suspensión de la concesión de nuevas licencias de actividad es de pública concurrencia en la avenida del Paral.lel y en la calle Gran de Sant Andreu para que pueda elaborarse un nuevo plan de usos específico para de cada uno de los viales. La concejal del distrito de Sants-Montjuïc, Laura Pérez (Barcelona en Comú) ha explicado que la suspensión de licencias durará un año y pretende ser el paso previo a la confección de sendos planes de usos “transversales” y que rompan con los elaborados por el anterior gobierno municipal convergente de Xavier Trias.

La suspensión de nuevas licencias, similar a la decretada por la alcaldesa Ada Colau (BeC) en Ciutat Vella o Sant Antoni, es taxativa para todas las actividades reconómicas elacionadas “con el ocio, la alimentación y el turismo, excepto las que se encontraban en trámite”. Además de frenarse las nuevas aperturas , el consistorio impedirá las obras de ampliación en los establecimientos que ya estén abiertos.

El trasfondo político de las dos limitaciones de licencias es “garantizar la continuidad de los comercios locales y de proximidad”  -en el caso de Gran de Sant Andreu- y acabar el actual diseño ”lineal” del Paral·lel que, según el equipo de gobierno de Colau, seguía el dictado “de los flujos turísticos y los intereses económicos”, en lugar de abogar por la unión entre equipamientos culturales y por cubrir las necesidades de los vecinos.

EQUILIBRIO ENTRE INTERÉS PÚBLICO Y CONVIVENCIA

Con la suspensión de licencias en el Paral·lel y el futuro plan se pretende “garantizar el equilibrio de los usos, el interés público y la convivencia ciudadana”, según fuentes municipales, aportando además “una visión de conjunto” sobre un entorno donde confluyen Ciutat Vella, Sant Antoni y Poble Sec. La intención municipal es que el vecindario y las entidades se impliquen en la dinamización socio-económica de la avenida, para consolidarla “como un polo cultural y potenciar el uso vecinal del espacio público”, ha señalado Pérez.

Ámbito de suspensión de nuevas licencias en la avenida del Paral.lel / AJUNTAMENT DE BARCELONA
Ámbito de suspensión de nuevas licencias en la avenida del Paral.lel / AJUNTAMENT DE BARCELONA

Así en el ámbito del Paral·lel , el ayuntamiento no concederá permisos para realizar exhibiciones, actividades musicales ni espectáculos en recintos cubiertos. Tampoco permitirá abrir establecimientos de ocio, juegos y atracciones (excepto las ludotecas) ni actividades audiovisuales o deportivas. También se frenará la apertura de nuevas tiendas de conveniencia (pequeños supermercados) con menos de 500 metros cuadrados y que estén abiertas más de 18 horas al día, los establecimientos con máquinas expendedoras de alimentos, las tiendas de platos preparados, los comercios alimentarios con degustación, las heladerías y las horchaterías.

Además, se vetarán los establecimientos hoteleros por horas, los comercios de exposición, reparación venta o alquiler de automóviles, motocicletas, bicicletas y vehículos de movilidad personal con motor, los almacenes de mercancías, las agencias de viajes y las oficinas de venta de entradas.

EJE PARA COMERCIOS DE PROXIMIDAD

La moratoria de licencias en Gran de Sant Andreu no tiene un perfil anti-turístico tan marcado como el de la avenida del Paral·lel porque va sujeto a la reurbanización del vial. Este proyecto de reforma urbanística que prevé convertir la histórica calle principal de Sant Andreu de Palomar en un eje comercial de carácter local donde prodominen “los comercios de proximidad” y en el que consigan recuperarse más espacios de convivencia y más zonas verdes para uso ciudadano.

Según el Ayuntamiento de Barcelona, la suspensión de licencias en Sant Andreu quiere evitar que durante las obras se soliciten permisos para abrir establecimientos que no sigan el perfil marcado por el equipo de gobierno. Así, la moratoria afectará a todos los locales con fachada a Gran de Sant Andreu, desde la rambla de Fabra i Puig hasta la calle de Joan Torras.

Moratoria de licencias por la reforma de Gran de Sant Andreu / AJUNTAMENT DE BARCELONAMoratoria de licencias por la reforma de Gran de Sant Andreu / AJUNTAMENT DE BARCELONA

Las limitaciones en Gran de Sant Andreu afectarán a las exhibiciones y espectáculos realizados en recintos cubiertos, a las actividades musicales, audiovisuales, de restauración, de juegos y atracciones (excepto las ludotecas); las pastelerías, los establecimientos de repostería y las panaderías sin obrador, las heladerias y las horchaterías sin degustación; las tiendas de conveniencia y las comercios que dispongan de máquinas de vending de alimentos.