Los terrenos de la cárcel Modelo ya son de titularidad municipal. La Generalitat, propietaria hasta ahora, ha realizado "el traspaso administrativo" del solar al consistorio estos últimos días, antes de expirar la fecha límite fijada, que era el 31 de diciembre, según han confirmado fuentes municipales y ha avanzado El Periódico de Catalunya.

La Modelo cerró el pasado 8 de junio y puso fin así a 113 años de historia. La petición de clausura del centro penitenciario era una demanda de los vecinos de la zona desde hacia unos 40 años, desde la llegada de la democracia, porque las celdas habian quedado obsoletas y eran insalubres. El cierre ha tardado tanto tiempo en bajar la persiana por los reiterados incumplimientos políticos, explicó Toni Colomina, vicepresidente de la Associació de Veïns i Veïnes de l'Esquerra de l'Eixample.

Con los terrenos en manos del Ayuntamiento, la Modelo se convertirá en un espacio abierto a la ciudad. A lo largo del 2018, el consistorio llevará a cabo un proceso participativo para incorporar las demandas vecinales al proyecto final, que se espera que pueda estar listo en 2019, año de elecciones municipales.

150 VIVIENDAS DE ALQUILER

En cualquier caso, buena parte de los planes municipales para el solar ya está definidos. El gobierno de la alcaldesa Ada Colau tiene previsto construir en la zona unos 150 pisos públicos de alquiler asequible. Para ello, el Ayuntamiento deberá recalificar el solar, como ya explicó Metrópoli Abierta. Si no se producen retrasos, las obras deberían comenzar en 2020. 

Según la teniente de alcalde, Janet Sanz, además de las viviendas, el proyecto incluirá equipamientos de proximidad, zonas verdes y un espacio de memoria histórica -La Modelo Espai Memorial-, que será un centro de interpretación de la represión y de los movimientos sociales, no sólo de Barcelona, sino de "vocación universal". Por ejemplo, el lugar recordara que albergó una cárcel de mujeres entre 1955 y 1963. También está previsto mantener intacta alguna estructura de la Modelo. 

El consistorio destinará unos cinco millones de euros para definir los futuros usos de la Modelo y a activar los provisionales. Las próximas semanas se empezará a ejecutar los proyectos de acondicionamiento básico para albergar en las plantas bajas actividades sociales y culturales. Los distintos espacios del recinto, que incluirán una señalización explicativa de la prisión, se abrirán progresivamente al público. El pasado septiembre ya se puso en marcha la escuela infantil Eixample 1, situada en la calle del mismo nombre, junto a la Modelo.

El cruce entre las calles Rosselló y Nicaragua se urbanizará durante el segundo trimestre de 2018, cuando está previsto el proceso ciudadano para concretar los usos definitivos del espacio. Se nombrará una comisión de seguimiento, con el objetivo de actualizar el plan de 2009 que fijaba estos usos y equipamientos.