ARCHIVADO EN:

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) ha reclamado al presidente Quim Torra un mayor reconocimiento académico para las policías locales catalanas, entre las que se incluye la Guàrdia Urbana, para igualarlas al resto de agentes municipales del resto de España y garantizar así el derecho a la movilidad interadministrativa de los policías locales catalanes sin tener que opositar.

En concreto, el secretario de Organización y Autonómico de CSIF y guardia urbano, Eugenio Zambrano, asegura que los policías locales catalanes son los únicas policías que ostentan el nivel académico Subgrupo C2, mientras que el resto de agentes españoles pertenecen al subgrupo C1. "No pertenecer a esta categoría impide a las policías locales acceder a otros cuerpos policiales sin tener que pasar una oposición".

DESIGUALDAD CON LOS MOSSOS

"La Generalitat no ha acabado de legislar bien y no ha igualado los derechos académicos de los policías locales, como ya hizo, en 2017, con los Mossos d’Esquadra. Un agente de los Mossos puede pasar a policía local pero no a la inversa, lo que genera una desigualdad ya que crea policías de primera y policías de segunda. Ambos cuerpos se forman en la misma escuela de policía y obtienen el mismo título", subraya Zambrano, que ha hecho llegar un escrito a Torra y al Departament de Interior de la Generalitat.

"Ahora mismo, cualquier agente del resto de España puede venir a una policía local catalana porque está en un subgrupo superior, pero los policías catalanes no pueden hacerlo a la inversa por ostentar un grupo académicamente inferior y tendrían que opositar, como cualquier otra persona de la calle, aún siendo policías, para acceder a otro cuerpo", añade el representante sindical, que con la medida busca garantizar "la movilidad interadministrativa entre las distintas policías".