La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, ha firmado un decreto para crear un registro municipal de solares vacíos. De este modo, el Ayuntamiento podrá expropiar aquellos solares en los que no se haya construido ni se haya ejecutado ninguna actuación sobre el terrero durante dos años; algo que se podría empezar a hacer en 2020, ha explicado la teniente de alcalde de Urbanismo, Janet Sanz.

Tras la firma del decreto, deberá aprobarse definitivamente la modificación del Plan General Metropolitano (MPGM) para extender el derecho de tanteo y retracto a toda la ciudad, algo que podría ocurrir a finales de año. A partir de este momento, empezarían a contar los dos años de los solares vacíos, que vencerían a finales de 2020 o principios de 2021, ha detallado Sanz.

EL AYUNTAMIENTO INTERVENDRÁ SI NO SE HACEN LAS OBRAS

Además, el consistorio también actuará contra incumplimientos de órdenes de ejecución de obras de conservación o rehabilitación por seguridad o por protección de patrimonio arquitectónico y cultural: si en dos años no se realizan, las ejecutará el Ayuntamiento. Llegados a este punto, el consistorio podrá cobrar los trabajos a la propiedad o bien expropiar el edificio.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.