El Ayuntamiento de Barcelona ha colgado este domingo, Día del Orgullo 2020, l un pendón con los colores del arcoíris LGBTI en la fachada del consistorio para defender y reivindicar los derechos y libertades del colectivo.

Este año, las actividades reivindicativas, culturales e institucionales se han tenido que modificar para cumplir las medidas sanitarias por el coronavirus, y el Consejo municipal LGBTI ha impulsado estas adaptaciones, según ha informado el Ayuntamiento en un comunicado.

REPRESENTANTES DEL COLECTIVO

El acto institucional y la recepción de bienvenida posterior se han ajustado a los requerimientos del aforo: la alcaldesa, Ada Colau, ha sido acompañada por una representante de la Fundació Enllaç --de gente mayor LGBTI-- y por una persona trans del Sindicato de trabajadoras sexuales Otras.

La primera edil del consistorio a salido al balcón para colgar esta pancarta, con la que la administración barcelonesa quiere defender y reivindicar los derechos y libertades de las personas homosexuales,​ bisexuales y transgénero.

LA GENERALITAT VA A MÁS 

A diferencia del Ayuntamiento, que se ha limitado a desplegar el motivo arcoíris en el balcón, la Generalitat colgó ayer la bandera que identifica al colectivo LGTBI de un mástil, pese a la reciente sentencia del Tribunal Supremo que establece que no pueden utilizarse banderas no oficiales en el exterior de los edificios públicos.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.