Ada Colau dice que el partido socialista es como un junco, aquella planta muy finita que está junto a los ríos y que se mueve fácilmente con el viento. "Es como el partido socialista, igualito. Si el viento sopla a la derecha, se va hacia la derecha, y si el viento sopla hacia la izquierda, se va hacia la izquierda", ha dicho la alcaldesa de Barcelona en el vídeo sobre las elecciones municipales que cada semana publica en su cuenta de Instagram

En la grabación, Colau hace un llamamiento al voto útil en las elecciones generales del 28 de abril, "aquel que va a determinar que efectivamente que lo que salga sea lo más parecido a lo que tu querías", y tras recordar que se han acabado los gobiernos de un solo partido, reduce los pactos postelectorales a tres posibilidades: "el trifachito de Colón, el del Ibex 35 (PSOE y Ciudadanos) y la opción progresista formada por el partido socialista y Unidas Podemos. No es lo que habíamos soñado, pero es lo que hay".

Para la primera edil de Barcelona, el gobierno de Vox, Ciudadanos y PP sería "un auténtico gobierno de cavernícolas", y ante unos sondeos que dan al PSOE como el partido más votado, acaba dejando las opciones de pacto en dos:  Ciudadanos + PSOE y Unidas Podemos + PSOE. Ante este panorama, la líder de Barcelona en Comú, pide a los electores que se hagan preguntas concretas sobre aspectos de su vida cotidiana y se planteen si serían posibles con un gobierno de derechas "o solo serían posibles con un gobierno de izquierdas entre PSOE y Unidas Podemos". Según Colau, este gobierno podría regular los alquileres, crear una eléctrica pública y hacer que los ricos paguen más impuestos.

"NO TENGO DOS SUELDOS"

Colau aprovecha el vídeo para desmentir que tenga dos sueldos. La alcaldesa dice que formalmente tiene un sueldo de 100.000 euros. "Lo intentamos bajar". Pero asegura que los partidos de la oposición se negaron. "Cobro un sueldo de 2.200 euros al mes [netos] y el resto va a fines sociales, a proyectos para los barrios de Barcelona y a entidades sin ánimo de lucro", explica la alcaldesa. Lo que Colau no dice es que el excedente del sueldo de los cargos electos de su gobierno van a La Filadora, un proyecto de Barcelona en Comú para entidades amigas.