El ascensor de la imagen une la Rambla del Carmel con la calle Lisboa, en el barrio de Horta. Lleva estropeado desde el pasado jueves y el cartel de avería se ha retocado para retrasar la fecha de arreglo.

La demora es especialmente grave para una infraestructura básica para mucha gente que lo utiliza para moverse por el barrio, cuyos principales usuarios son personas mayores y carritos de bebé que visitan el CAP de Horta, situado justo detrás del ascensor. 

La implantación de este ascensor fue un hito para los vecinos que salvan así el fuerte desnivel entre Lisboa y la calle Lisboa. Su arreglo es vital para que los usuarios del CAP y ciudadanos en general puedan desplazarse con facilidad por la zona.