El Ayuntamiento de Barcelona ha empezado a cambiar, en la zona de Diagonal Mar, una serie de farolas diseñadas por el arquitecto Enric Miralles sin ni siquiera haber consultado a la fundación que se encarga de velar por los proyectos elaborados por el famoso arquitecto.

La denuncia se ha hecho a través de algunas asociaciones vecinales de la zona, que hace unos dias se encontraron con la sorpresa de que algunos operarios estaban sustituyendo las farolas diseñadas por Miralles que se encuentran en la calle Taulat justo entre las diferentes partes del parque, pero que forman parte del conjunto diseñado por el arquitecto.

De hecho, el estudio de arquitectura Miralles Tagliabue EMBT, dirigido por la arquitecta Benedetta Tagliabue, ha hecho un comunicado en el que dice que “la iluminación del parque y las lámparas forman parte integral del diseño original del Parque Diagonal Mar, realizado por Enric Miralles (1955-2000) y por Benedetta Tagliabue en el año 2002”.

A la izquierda, farola diseñada por Enric Miralles; a la derecha, la que pone el Ayuntamiento / Plataforma Diagonal Mar
A la izquierda, farola diseñada por Enric Miralles; a la derecha, la que pone el Ayuntamiento / PDM

El estudio de la arquitecta, que además gestiona la Fundació Enric Miralles, considera que “estas lámparas cumplen dos funciones importantes: dar continuidad visual a la iluminacióndel parque durante la noche; y una función ecològica, ya que las lámparas disponen de un sistema de luz y geometría adaptado a favorecer la biodiversidad del parque”.

De hecho, el diseño de Enric Miralles permite que una parte de la farola, justo la que se ecuentra debajo de la luz, sirva como refugio y comedero para determinados tipo de aves.

En el comunicado también se afirma que “un cambio o reemplazo de estas lámparas con una luz diferente y más fuerte interviene en el diseño de la iluminación y en el diseño ecológico del parque, y además significaría una modificación del concepto inicial del parque. Consideramos que se tienen que valorar estos aspectos antes de hacer una intervención de este tipo”.

QUEJAS VECINALES

Las asociaciones de la zona se han mostrado igualmente muy molestas por la forma de actuar del ayuntamiento, que ha iniciado el cambio de las farolas sin advertir a nadie de su intención. Creen que sustituir una farola diseñada por un prestigioso diseñador y arquitecto, reconocido internacionalmente, por otra simplemente por ser más funcional no se corresponde con la defensa de la cultura y el arte de la ciudad, que debería ser protegida por las administraciones públicas.

Además, hay quien se teme que la intención del consistorio es sustituir todas las lámparas del todo el parque y algunas asociaciones ya están sopesando la posibilidad pedir amparo al Síndic de Greuges.