ARCHIVADO EN:

 

Acciona, la empresa española de promoción y gestión de infraestructuras y energías renovables, ha decidido apostar por Barcelona para desplegar su servicio de motos eléctricas compartidas. La compañía ya ha lanzado el servicio en Madrid, Valencia, Sevilla y Lisboa, y gracias al buen recibimiento ha decidido desembarcar en la ciudad condal.

Este servicio se enmarca en la estrategia de movilidad sostenible, eléctrica y compartida de la compañía. Unas 1.200 motos, que se facturarán por segundos reales de uso, entrará en servicio a partir de hoy, 10 de junio, y durante las próximas semanas en diferentes zonas turísticas de la capital catalana. Los vecinos de la Sagrada Familia, Gracia, Eixample o el Gótico tendrán la oportunidad de probar este motosharing ecológico

ECOLÓGICAS Y CON HORARIO DEFINIDO

Estas motos se alimentarán mediante baterías recargables tienen unas prestaciones equivalentes a las de 125cc y ofrecen dos modalidades de conducción, el modo Standard, con una velocidad de hasta 50 kilómetros por hora y para circular por ciudad, y el modo de conducción Custom, que permite alcanzar los 80 kilómetros por hora y que es recomendable para vías rápidas.

El servicio de motos compartidas, estará disponible durante 20 horas al día, concretamente de las seis de la mañana a las dos de la madrugada. Los que deseen utilizarlo deberán darse de alta en la aplicación o a través de la web de motos de Acciona. 

MOVILIDAD DIFERENTE

La movilidad en Barcelona no está cambiando. Ya lo ha hecho. La era de la movilidad “analógica”, en la que las oficinas físicas con personal de atención al cliente y las llamadas telefónicas de reserva eran la base del servicio, ya ha quedado atrás en la capital catalana.

En su lugar las app para móviles, utilizadas para realizar todos los trámites necesarios, son ahora las protagonistas. De esta manera, una conexión a internet y un teléfono son, actualmente, los únicos elementos necesarios para desplazarse por Barcelona.