El violador de Drassanes ha ingresado en prisión provisional sin fianza. El Juzgado de Instrucción número 23 de Barcelona ha decretado este martes la entrada en la cárcel del presunto violador de una mujer de 37 años la madrugada del pasado viernes junto al Museu Marítim. Según el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña, el hombre se ha acogido a su derecho a no declarar. 

El ingreso en prisión del agresor ha coincidido con el anuncio por parte del Ayuntamiento de la apertura de una investigación para aclarar la descoordinación policial en el caso y la pasividad institucional que denunció el sindicato CSIF y que avanzó el digital Crónica Global. El hombre, que responde al nombre de Pascal y es de origen marroquí, fue detenido por la Guardia Urbana el sábado.

INCENDIO DE UN COLCHÓN

El caso ha indignado al barrio del Raval. Son numerosos los vecinos que alertaron del peligro que suponía que el hombre, que tiene problemas psiquiátricos, andara libremente por las calles. El día 13, seis días antes de la brutal agresión, Pascal quemó un colchón junto una papelera. El sindicato CSIF asegura que con anterioridad se le había intervenido un cuchillo de grandes dimesiones. 

La víctima fue atacada sexualmente y brutalmente golpeada alrededor de las cinco de la madrugada. El agresor también le arrancó un trozo de oreja. La persona fue ingresada en el Hospital Clínic con heridas en la cara y en la cabeza.