ARCHIVADO EN:

La Policía Nacional ha desarticulado un grupo criminal dedicado a la comisión de estafas y al blanqueo de capital y ha detenido a cinco integrantes, 4 en Palma y una en Barcelona. Según las investigaciones, los detenidos adquirían y vendían los productos electrónicos a través de diferentes plataformas de compraventa a un coste inferior al de mercado, realizando la estafa en los procesos de devolución.

El importe defraudado, según los agentes policiales, asciende a 500.000 euros. La policía, por su parte, ha desarticulado la infraestructura organizativa del grupo criminal, destacando la intervención de unos 250.000 euros en bitcoins (una de las criptomonedas más conocidas y con valor altamente fluctuante), además de grandes cantidades de material electrónico e informático.

 

 

ESTAFAS CONTINUADAS

La investigación arrancó cuando los agentes detectaron la presencia de un grupo criminal, cuyo líder vivía en Marratxi (Mallorca) que presuntamente se dedicaba a la comisión de estafas continuadas, operando tanto en la isla como en Barcelona.

Los integrantes de la banda consiguieron reunir grandes cantidades de dispositivos electrónicos y material informático que habían adquirido a través de las estafas.

MÚLTIPLES DELITOS

Además, también les encontraron cuentas online en plataformas de pago por un valor de 20.000 euros, un vehículo financiado con dinero defraudado, 12 cuentas bancarias de diferentes entidades y 39 tarjetas.

A los detenidos se les imputan los delitos de estafa y blanqueo de capitales.