La Guardia Urbana de Barcelona detuvo el pasado jueves a dos hombres por un presunto delito contra la salud pública y pertenencia a una banda criminal, en el marco de una investigación después de detectar a un grupo de personas que vendía droga en la zona barcelonesa del Port Olímpic.

Durante los arrestos los agentes de la ciudad también investigaron a una tercera persona por los mismos delitos.

Las detenciones de las dos personas se hicieron durante un registro en una vivienda del barrio de Roquetes, donde la policía encontró 60 gramos de diferentes drogas preparadas para vender.

REPARTIR Y DISTRIBUIR DROGA

La investigación del caso arrancó a principios de agosto cuando varios agentes de la Guardia Urbana detectaron que un grupo de personas se dedicaba a repartir y distribuir varias sustancias estupefacientes en la zona del Port Olímpic.

Los mismos arrestados también se dedicaban a vender droga en locales de concurrencia pública y usaban a vendedores de latas de cerveza para distribuir los estupefacientes.