ARCHIVADO EN:

Llega la Nit de Sant Joan, una de las fechas mas señaladas del año en el calendario festivo barcelonés. Para la mayoría de los estudiantes, marca el final del curso, y para todos, el inicio de verano. Celebrarlo con hogueras y petardos hace de esta festividad una noche especial… y peligrosa.

Por ello, no está de más recordar que se debe tener mucha precaución tanto en el manejo de los petardos, sobre todo en el caso de los niños, como en el lugar en el que hace una hoguera, como en las medidas de seguridad que se deben tomar para minimizar los riesgos.

Es obligatorio recordar, también, que año tras año en las urgencias de los hospitales se reciben a personas, muchas de ellas menores de edad, con heridas provocadas por el mal uso de los petardos. No se debe olvidar que la diversión se puede acabar inesperadamente por una herida de gravedad.

NO MANIPULAR

Una de las normas básicas a la hora de disfrutar sin riesgo de la verbena es no manipular los petardos. Acortar la mecha o unir varios para hacer una explosión mayor es muy peligroso. Igual que hacerlos explotar dentro de recipientes, como botellas o latas. La explosión puede provocar que revienten y los trozos salgan disparadas como metralla hacia cualquier parte del cuerpo.

Siempre comprar los petardos en los puntos de venta autorizados / CR
Siempre comprar los petardos en los puntos de venta autorizados / CR

Seguir una serie de recomendaciones ayudará a disfrutar de la verbena con el menor riesgo posible.

PETARDOS

- Comprarlos en establecimientos autorizados y solo productos homologados
- Adquirir los adecuados para la edad de la persona que los va a manejar.
- Guardarlos en un lugar adecuado, seco (para evitar que la humedad deteriore la pólvora), en su envase original y, si se puede, en cajas de cartón o de madera ( nunca de metal, ya que si se calienta puede inflamarlos), y lejos de fuegos y productos inflamables.
- Cuando se vayan a usar, nunca guardarlos en los bolsillos, hacerlo en bolsas de mano, si es posible de tela, y nunca gran cantidad en la misma bolsa, es mejor distribuirlos en varias.
- Encenderlos por la punta de la mecha.
- No sujetarlos con las manos cuando se encienden.
- Nunca colocarlos cerca de la cara.
- No lanzárselos a otras personas.
- No tirarlos a la calle desde balcones o terrazas.
- No encenderlos dentro de una casa ni lanzarlos desde vehículos en movimiento.
- Si no explota, no acercarse. Mojarlo con agua o dejar pasar media hora antes de tocarlo.
- Nunca encenderlos a menos de 500 metros de zonas boscosas.
- Además, en las viviendas es recomendable recoger los toldos y la ropa tendida para evitar que sufran desperfectos por los cohetes lanzados en la calle.

HOGUERAS

En cuanto a las hogueras, hay que seguir siempre las instrucciones y recomendaciones de las autoridades, además de obtener el imprescindible permiso para poder encenderlas. Si se hacen en zonas habitadas, se recomienda a los vecinos cerrar las ventanas y recoger los toldos y respectar la distancia mínima de 15 metros de los coches aparcados. Además, se ha de dejar espacio suficiente para el paso de vehículos de emergencia y no se debe permitir a nadie que salte por encima de las brasas.

Tampoco hay que hacerlo cerca de zonas boscosas, ni de líneas eléctricas o telefónicas. Si se hace en una zona asfaltada, poner una capa de tierra, de unos 10 centímetros para evitar estropear el suelo.

Además, hay que evitar quemar materiales como papeles, tejidos u otros que pueden salir volando empujados por el aire. Tampoco lanzar al fuego elementos que puedan explotar, ni neumáticos ni plásticos. Y a la hora de encenderla, olvidarse de usar líquidos inflamables, como gasolina o cualquier tipo de alcohol.

La Nit de Sant Joan hay que tener especial atención con las hogueras / Ajuntament Barcelona
La Nit de Sant Joan hay que tener especial atención con las hogueras / Ajuntament Barcelona

Procurar tener cerca del lugar en el que se enciende la hoguera una manguera conectada al agua, o cubos de agua o extintores para minimizar los riesgos.

Es recomendable no encender la hoguera en el caso de que haya viento y, en cualquier caso, cuando se acabe la fiesta apagarla.

En el caso de que se produzca cualquier accidente, tanto personal como material, dar aviso de inmediato a los servicios de emergencia, tanto a policía, ambulancias y bomberos.