ARCHIVADO EN:

Después de casi tres meses de encierro debido a la pandemia del coronavirus, apetece mucho estar en el exterior el máximo posible. Por fin han llegado los meses de verano, el sol, la piscina y las terracitas. Sin embargo, este año, hay que estar muy alerta. Por supuesto, ante la amenaza de nuevos rebrotes del virus, la sociedad ya ha integrado en su día a día las medidas preventivas indicadas: mascarillas, gel hidroalcohólico, distancia social, extremar la higiene.

Pero, ¿qué hay del cáncer de piel? Precisamente, este año en el que las pieles han estado expuestas a menos horas de sol durante el confinamiento, es un momento en el que no se debe bajar la guardia. La piel está ahora más sensible, menos morena y más vulnerable a las posibles quemaduras y alergias que pueden ser los cánceres del futuro, así como el deterioro prematuro de la dermis.

PROTEGERSE DURANTE TODO EL DÍA

 En España, quizá por ser un país cálido y mayoritariamente soleado, hay menos consciencia de los peligros que tiene para la salud salir a la calle sin aplicarse una buena crema solar

La mayoría de personas se toman muy a la ligera el hecho de quemarse, y sólo consideran el sol peligroso cuando acuden a la playa o a la piscina, como si estos rayos UV fueran más dañinos que los que se reciben al pasear por la calle.

RAYOS ULTRAVIOLETA

Se trata, lamentablemente, de un error muy común. La realidad es que los rayos ultravioleta son igual de perjudiciales para la piel todos los días. Esta amenaza se vuelve más patente especialmente en los meses de verano, cuando las temperaturas son más altas.

Este junio, julio y agosto, además, el sol podría causar aún más estragos que en los mismos meses de años anteriores, debido al confinamiento, en el que las personas han estado recibiendo muy pocas dosis de sol durante casi tres meses.

CARENCIA DE MELANINA

En este sentido, la Fundación Piel Sana de la Academia Española de Dermatología y Venereología (AEDV), a través de la Campaña Euromelanoma, ha advertido que este verano habrá más propensión a las enfermedades de piel. Asimismo, asegura que el confinamiento ha provocado que el organismo no genere suficiente melanina, el pigmento de la dermis que la protege de la radiación solar.

Esta producción de melanina depende del impacto de los rayos ultravioleta en la piel. Con una dosis del pigmento, la dermis es mucho más sensible a este tipo de radiación, y más propensa a sufrir quemaduras que pueden desembocar en cánceres.

Crema solar para evitar quemaduras este verano / ARCHIVO
Una chica en la playa se aplica fotoprotector en la piel / ARCHIVO

LA PIEL TRAS LA CUARENTENA

El jefe del Servicio de Dermatología del hospital barcelonés de Vall d’Hebron, Vicente García-Patos, también señala que hay un mayor riesgo de quemaduras solares en la piel después de estos meses de encierro: “La síntesis de vitamina D se ha visto alterada. Ahora hay que cuidar la piel más que nunca; después de tres meses de confinamiento no está entrenada en la exposición al sol y hay más riesgo de lesiones", explica.

El asunto es serio: en España mueren 900 personas al año por no protegerse adecuadamente del sol. Lo cierto es que, aunque sea una especie de mantra que todo el mundo ha escuchado, las quemaduras ocasionan los cánceres en un futuro y también deterioran la piel.

La crema solar protege a la piel de las quemaduras y del cáncer / ARCHIVO
La crema solar protege a la piel de las quemaduras y del cáncer / ARCHIVO

AUMENTO DE MELANOMA

Según el Informe sobre el Cáncer de Piel 2020: Deteniendo la Epidemia Global, elaborado por la organización Euromelanoma y la Coalición Global para la Defensa del Paciente con Melanoma, en la última década los casos anuales de melanoma han aumentado casi un 50% y se sitúan en 287.723 diagnósticos al año en el mundo. Esto supone unas 60.000 muertes anuales por esta causa.

En España se diagnostican más de 5.000 casos y se producen en torno a 900 muertes anuales. Pero si hablamos de los otros tipos de cáncer de piel, menos graves pero que pueden dejar secuelas en lugares visibles como la cara, se estima que en el mundo hay en torno a un millón de casos cada año y unas 65.000 muertes por este tipo de tumores que son totalmente evitables

FOTOPROTECTORES 

Para llegar al punto de que la población tuviera una conciencia plena sobre las consecuencias de no protegerse adecuadamente del sol, se necesita más información. En el país no se ofrecen suficientes medios para crear una consciencia generalizada sobre este tema, lo que tiene repercusiones terribles. Y el asunto es tan simple como echarse un fotoprotector al salir de casa y no sólo cuando se acude a la playa o a la piscina

Ahora bien, no todos son iguales: ni en efectividad, ni en comodidad ni en efectos secundarios. Si se elige uno que no es adecuado, este puede proteger de los rayos UV pero no de otras afecciones de la piel, como el acné o las manchas.

ANÁLISIS CON MÁS DE 50 EXPERTOS

Para aclarar cuáles son los mejores fotoprotectores faciales, en este artículo se ha llevado a cabo un meticuloso estudio para conocer de primera mano el mercado. Para ello, se ha contactado con más de cincuenta dermatólogos y farmacéuticos de diversas ciudades españolas, quienes han ejercido de jueces.

Las marcas y laboratorios que han participado en este estudio han sido analizadas por dicho jurado hasta conformar un ranking por las cinco categorías más importantes:

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.