ARCHIVADO EN:

El Hospital Germans Trias i Pujol de Badalona, conocido como Can Ruti, ha impulsado la primera Unidad funcional de Covid-19 persistente pediátrica de Cataluña, según ha informado el centro hospitalario.

Ésta es "una unidad pionera" para atender a menores que, tras haber superado la infección, continúan presentando síntomas durante meses, como fatiga, dificultad respiratoria, debilidad y cefaleas.

INCAPACIDAD

La persistencia de estos síntomas produce "una incapacidad para realizar actividades básicas" de la vida diaria, escolar, social y personal, según ha informado el hospital.

En esta nueva unidad, se hace una primera visita a los pacientes de acogida y una valoración de la afectación en los diferentes órganos y sistemas, así como una entrevista y exploración física "exhaustiva". También realizan una medición de la fuerza y un test de equilibrio, un cuestionario de fatigabilidad, uno de afectación cognitiva y un cuestionario de salud emocional.

PLAN TERAPÉUTICO

Tras realizar la primera valoración, los profesionales hacen "las exploraciones complementarias necesarias" y se establece un plan terapéutico que puede incluir tratamiento rehabilitador, médico y apoyo psicológico.

La unidad comenzó a funcionar el 15 de diciembre, y actualmente atiende a 14 pacientes catalanes con edades comprendidas entre los 10 y los 17 años.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.