ARCHIVADO EN:

Ricky Rubio no es sólo un gran jugador de baloncesto. También ha demostrado, con creces, su lado más humano y solidario, un ejemplo a seguir tanto dentro como fuera de la cancha. El campeón del mundo con la selección española de baloncesto y MVP del torneo ha mostrado, desde hace años, un gran compromiso con la lucha contra el cáncer. En julio de 2018 presentó su Fundación, Ricky Rubio Foundation, que se dedica, entre otras cosas, a sensibilizar, informar, prevenir y combatir el cáncer de pulmón. Precisamente, su madre murió de esta enfermedad en 2016, después de que se le detectara el tumor en 2012.

Tres días después de proclamarse campeón del mundo, el jugador de la selección presentó el proyecto que su fundación ha ayudado a financiar. Se trata de una nueva sala para pacientes oncológicos y familiares del Hospital Universitario Dexeus de Barcelona. Al acto --celebrado el miércoles-- asistió Víctor Claver, dado que la sala se ha bautizado con el nombre de Javier Claver, padre del baloncestista que, como la madre de Rubio, también falleció por el cáncer.

BIENESTAR DE LOS PACIENTES

La nueva sala nace de la colaboración entre la Fundación Ricky Rubio, la Fundación del Instituto Oncológico Dr. Rosell, Vértix, la Fundación Dexeus Mujer y el Hospital Universitari Dexeus del grupo Quirónsalud, entre otros patrocinadores.

La finalidad de este espacio, situado junto al Hospital de Día oncológico del centro, es proporcionar bienestar emocional y físico a los pacientes y sus familiares. Un pequeño oasis para desconectar del ambiente hospitalario, en el que poder compartir experiencias con otros pacientes o con profesionales. La sala cuenta con una zona de lectura, una zona de chill out y una zona de video juegos.

El año pasado el jugador de baloncesto puso en marcha la Fundación Ricky Rubio con el doble objetivo de sensibilizar a la población sobre el cáncer de pulmón y participar en proyectos que ayuden al bienestar de los pacientes. Desde el principio, la fundación cuenta con el apoyo del Instituto Oncológico Dr. Rosell, en el Hospital Universitari Dexeus y de esa colaboración nació el proyecto de la nueva sala de relax.

IMPORTANCIA DEL FACTOR HUMANO

"Desde hace tiempo, una de las ideas que me impulsaron a crear mi propia Fundación fue esta sala que hoy se ha hecho realidad" explicó Ricky Rubio. "Por mi experiencia y sensaciones pensaba que, entre las acciones que mi Fundación desarrolla en el ámbito de la lucha contra el cáncer de pulmón, un espacio de este tipo, pensado para dar confortabilidad, apoyo y ayuda emocional a pacientes y familiares en tratamiento, también era una forma efectiva de ayudar. Desde la fundación favorecemos la prevención y la investigación, esos son aspectos destacados, claves sin duda, pero también está el factor humano".

La estrella de baloncesto también detalló el motivo que le ha llevado a impulsar esta sala. "La carga personal de sobrellevar una enfermedad así durante días y meses. Eso es muy duro. La Sala The Ricky Rubio Foundation servirá para aliviar en la medida de lo posible los momentos complicados del tratamiento y servir de espacio para talleres médicos, de trabajo, de ocio, de descanso, quiere ser multifuncional y sobre todo muy acogedora, separarla del entorno clínico para hacer la estancia hospitalaria más llevadera. Por eso he querido compartirla con un compañero de selección que es sobre todo amigo, hermano de juego, que eso es mucho, como Víctor Claver, a quien le he pedido que me acompañe y haga suya esta iniciativa. De hecho la sala llevará también el nombre de su padre Javier Claver que murió de cáncer. Como en todo en la vida, hoy la inauguramos con la idea de mejorarla con su funcionamiento y la ilusión de replicarla en otros centros pero con la determinación y la esperanza de que algún día, cuando entre todos podamos combatir esta enfermedad, ya no sean necesarias".

Esta sala ha sido posible gracias a la Fundación Ricky Rubio, la Fundación del Instituto Oncológico Dr. Rosell, la Fundación Dexeus Mujer, Vertix, Belloch, la Liga de videojuegos profesional, Pangea Oncology, Studio Invitado, HP, la Fundación Endesa, la Escuela de baile SS Mataró, Superheroi Marc Vergés, Beth Batlle, la familia Agustí Creus y el Hospital Universitari Dexeus.