El color de la orina puede indicar el estado de salud de una persona / QUIRÓNSALUD
El color de la orina puede indicar el estado de salud de una persona / QUIRÓNSALUD

El color de la orina dice más de lo que se ve a simple vista

Aunque generalmente se debe a lo que se ha ingerido, los cambios de tonalidad pueden ser síntoma de enfermedades como la diabetes, la hepatitis o incluso el cáncer

Periodista
Actualizado: 06/05/2022 17:27 h.

El color de la orina suele cambiar de tonalidad con cierta regularidad. En la mayoría de las ocasiones guarda relación con la cantidad de líquido que se beba, de la alimentación o por ciertos medicamentos. Sin embargo, también puede ser síntoma de algunas enfermedades, como la diabetes, la hepatitis o incluso el cáncer.

El color, el olor, la transparencia, la cantidad, o la espuma de la orina son propiedades que aportan información en torno a aspectos relacionados con la salud y en algunos casos sería la primera señal de alerta de un trastorno, señalan los especialistas del Hospital Universitari General de Catalunya.

DIFERENTES TONALIDADES

La tonalidad normal se situaría entre el amarillo claro y el ámbar oscuro. Esta coloración resulta de una sustancia nitrogenada que constituye el pigmento que dota de amarillo a la orina y se denomina urocromo, y de la urobilina, un producto del metabolismo de la bilirrubina que se produce por degradación de la hemoglobina.

Tanto los pigmentos como algunos componentes de ciertos alimentos o medicamentos pueden alterar el color y olor de la orina, cuya variedad cromática iría desde amarillo o naranja al rojo, azul, verde, marrón oscuro o blanco turbio.

LLAMADAS DE ATENCIÓN

Algunos medicamentos pueden llegar a alterar el color de la orina y, por ello, es recomendable que ante cualquier variación se espere 24 horas a ver si se corrige. En caso de que persista, vaya acompañado de síntomas como dolor o fiebre, o la orina sea roja o marrón oscuro debe consultar con el especialista ya que puede indicar una enfermedad.

Concretamente, el sangrado en la orina puede estar provocado por infecciones urinarias, como la cistitis; cálculos renales; traumatismos en el riñón o en la vejiga; problemas graves en la vía urinaria o, incluso, cáncer de vejiga, próstata y riñón. Es importante no pasarlo por alto, chequearse periódicamente y mantener hábitos saludables.

TODOS LOS TIPOS DE ORINA

Orina amarillo claro: Es el color habitual. Si se ingiere mayor cantidad de líquido, la orina es más clara, y si se be menos se concentra más la urobilina y es más oscura. Si la orina es muy clara y la ingesta de líquidos es escasa, podría ser el anuncio de una diabetes.

Orina anaranjada: Se debe sobre todo al consumo de zanahoria o remolacha. Si no se han consumido esos alimentos, indicaría algún problema del hígado o las vías biliares. Se aconseja consultar con el médico.

Orina azul o verdosa: Provocada especialmente por la ingesta de espárragos o de alimentos que contengan colorantes azul verdosos. Las bacterias pseudomonas que producen infecciones de orina pueden dar lugar a orina verde. La hipercalcemia benigna hereditaria o ‘síndrome del pañal azul también presenta la orina en ese tono.

Orina color café: Las alubias, las habas o algunos medicamentos pueden producir ese color o deberse a una deshidratación intensa o por algunos problemas hepáticos.

Orina rosada o rojiza: Comer arándanos, remolacha, otros alimentos rojos o debido al ejercicio físico intenso estarían en su origen. Sin esos desencadenantes, habitualmente, indica presencia de sangre en la orina, que puede ser por una infección, una piedra en el riñón, tumores de vejiga o de la vía urinaria. Si la orina es roja se recomienda consultar de inmediato al urólogo.

Orina con fuerte olor: Los espárragos, el café o las infecciones de orina pueden producirlo.

Orina turbia u opaca: Puede deberse a cálculos renales o infecciones en las vías urinarias. Es frecuente que se acompañe de un fuerte olor y de ganas de orinar a menudo. Esto ocurre en las infecciones de orina.

Orina espumosa: Por presencia de proteínas en la orina. La proteinuria debe ser siempre estudiada, porque si no es por un exceso de proteínas en la dieta puede indicar un problema renal.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.