Restauradores del barrio de Gràcia se han manifestado este miércoles en la plaza de la Vila, frente a la sede del distrito, para exigir al Gobiern de Colau que "cumpla con el decreto de alcaldía" que se aprobó el 25 de mayo y que permite la ampliación de terrazas.

El portavoz de la Asociación de Propietarios de Bares y Restaurantes de Gràcia, Alberto Barros, ha lamentado que el 80% de las solicitudes han sido denegadas en el barrio de Gràcia, y que en la Vila de Gràcia, ninguna ha sido admitida a trámite.

50% DE CIERRE

Barros ha avisado de que si no se establecen medidas de prevención en el sector de la restauración por parte del consistorio, el 50% de los asociados se verán obligados a cerrar a finales de año.

El portavoz ha criticado las condiciones en las que se encuentran los restauradores actualmente, y ha pedido que si hay "un decreto de alcaldía que dice que se estudiarían todas las medidas para hacer viable que los locales puedan sacar mesas a la calle, se cumpla".

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.