Los vecinos del Clot y de Camp de l'Arpa se sienten ninguneados por el Ayuntamiento. Su malestar sube de tono ante la decisión del consistorio de eliminar la línea de autobús número 192, fundamental para los desplazamientos de sus habitantes.

Esta semana, la Asociación de Vecinas y Vecinos Clot-Camp de l'Arpa expresan su malestar por la inminente supresión del 192, que se ejecutará en octubre.

En una comunicado, la asociación explica: “Hace tiempo que el Ayuntamiento dice que quiere eliminar el bus 192. Este bus da un servicio muy bueno y necesario para las personas con movilidad reducida (gente mayor, enfermos, etc) que va a los hospitales de Sant Pau y Cruz Roja, a los CAPs y a otros puntos importantes del barrio”.

AVISO Y ADVERTENCIA

“Aunque hemos reivindicado varias veces que no se elimine, el Ayuntamiento dice que nos comprende y que en parte tenemos razón, pero que ya está decidido. No lo podemos aceptar porque sería un grave perjuicio para mucha gente con dificultades y porque las alternativas que nos dan son peores”, añade la nota.

El comunicado, concluye con un aviso y más lamentaciones: “No nos rendiremos. No podemos aceptar esta medida tan antisocial. Si luchamos, todavía podemos impedirlo”.