ARCHIVADO EN:

Primero, lo alertaron los taxistas. Ahora, los vigilantes de los controles de seguridad del Aeropuerto de Barcelona también han amenazado con realizar una huelga durante la celebración del Mobile World Congress (MWC). El comité de huelga de los trabajadores ha registrado un preaviso de paro entre el 24 de febrero y el 3 de marzo. Es decir, coincidiendo con el simposio internacional de tecnología al que acuden unos 100.000 visitantes

De hecho, 123 de los 480 trabajadores lo decidieron en una asamblea que tuvo lugar este fin de semana, según ha adelantado este martes TV3. El detonante, esta vez, ha sido que la nueva empresa concesionaria, Trablisa, no asume el pago del plus de 200 euros que fijaba el arbitraje que permitió poner fin, en el verano del 2017, al conflicto entre los vigilantes y la anterior empresa encargada del servicio, Eulen.

LA EMPRESA TRABLISA NO ESTÁ PREOCUPADA

No obstante, fuentes de la empresa concesionaria lo han desmentido en declaraciones a TV3. Según han indicado, para ellos no existen motivos para esa amenaza de huelga que obedece a las inminentes elecciones para el comité de empresa.

Cabe recordar que en verano de 2017 los trabajadores de los controles de seguridad fueron a una intensa huelga que sembró el caos en el Aeropuerto, causando largas colas e incertidumbre tanto para los usuarios como para las aerolíneas. Tras días de rifirrafes, las negociaciones se zanjaron con el acuerdo que ahora vuelven a reivindicar.