La primera reunión de la comisión de estudio sobre el tranvía por la Diagonal ha arrancado este lunes con datos técnicos, dudas y cruce de acusaciones. Cuatro técnicos de ATM y Bimsa han avalado la conexión de la plaza Francesc Macià con Glòries por la superficie urbana, en línea con el gobierno municipal. Pero la conexión, una de las grandes apuestas electorales de Barcelona en Comú, ha chocado una vez más con la oposición del Grup Municipal Demòcrata (GMD), PP y Ciutadans, derivando en un fuego cruzado entre partidarios -pese a algunas dudas- y detractores convencidos.

El encuentro, el primero de un mínimo de seis que se ha alargado más de cuatro horas, ha empezado con un análisis de las cuatro opciones ya presentadas por el consistorio para conectar ambas plazas por la Diagonal. Una exposición técnica en la que los expertos han reivindicado que la opción de conectar las dos líneas de tranvía por la superfície es la que obtendría una mayor retorno social frente a la opción de hacer una parte soterrada, la de llevar el tranvía por Provença o bien, decantarse por el bus eléctrico para cubrir la ruta.

“El 70% demanda que captaremos del tranvía será del propio transporte público”, ha explicado el jefe de servicios planificados de la ATM, Francesc Calvet. El técnico también ha añadido que con la conexión, un 30% provendrán de actuales usuarios del vehículo.

LA ADVERTENCIA DE MARTÍ

El regidor del GDM (PDeCAT), Jordi Martí, -grupo que propuso la creación de la comisión- ha cuestionado reiteradamente la voluntad del consistorio de conectar las dos líneas de tranvía. “Muchos vecinos se llevarán las manos a la cabeza si decimos que hay que trinchar la Diagonal”, ha sostenido el regidor quien ha asegurado que hay una amplia oposición, especialmente comercial, a la obra urbanística. Martí, a favor del bus eléctrico, también ha avanzado que si se da un cambio político en los comicios de 2019,  "haremos lo posible para revertir la situación” en la que ha considerado una “apuesta decidida y valiente”.

Ante la advertencia de Martí, la quinta teniente de alcalde, Janet Sanz, ha pedido al regidor más “humildad” ante el actual escenario político: “Las encuesta no son muy optimistas como para que su grupo pueda revertir nada”, ha respondido la regidora de Nou Barris. Pero el choque entre gobierno municipal y oposición no se ha quedado ahí.

El PP, Demócratas y Ciutadans han criticado que el debate y los informes técnicos partan de una idea y objetivo preestablecido: hacer que el tranvía pase por la Diagonal. Una reiterada reprobación ante la que Sanz ha respondido que el gobierno se limita a “cumplir con nuestro programa y a partir de aquí encargar informes técnicos, jurídicos…” convencidos de la necesidad de conectar las dos líneas para impulsar el uso de del transporte público. Pero también “hay otro elemento fundamental: la salud pública de los ciudadanos está en juego”, destacaba.

IMG 2525
Primera reunión de la comisión de estudio del tranvía por la Diagonal / M.S.

PP Y C’S, POR LA MOVILIDAD PRIVADA

Entre las críticas, el regidor del grupo municipal del PP, Xavier Mulleras, ha pedido claridad y transparencia en las variables en las que se han basado los estudios técnicos así como información sobre la repercusión en el tráfico. “Entendemos que podrá congestionar una parte importe del Eixample, Sarrià y barrios colindantes por donde pasará”, objetaba.  Por su parte, el miembro de Ciutadans Koldo Blanco ha puesto en énfasis en las afectaciones que esta conexión tendrá en el vehículo privado.

“Es evidente que cualquiera de las cuatro soluciones, mejorará el transporte público porque le otorga superioridad semafórica, pero la suspensión  de dos carriles privados afectará al transporte privado”, puntualizaba un regidor al que Sanz le ha rebatido con el hecho de que la prioridad para el Gobierno municipal es el de impulsar el transporte público. El mismo destino que persigue ERC.

COMPATIBILIDAD CON GLÒRIES

Su regidor Jordi Coronas, que ha criticado que haya partido que “ya piensan en las elecciones” ha reconocido que su grupo está “a favor reducir uso vehículo privado tanto como sea posible y la reforma de la Diagonal hasta Glòries”, pero ha mostrado sus dudas acerca de la conciliación de estas obras con las de Glòries a lo que el técnico encargado de la descripción de alternativas, Josep Maria Roig ha respondido que el trazado de uno y otro es “compatible”.

Por su parte, el regidor socialista Daniel Mòdol así como el regidor no adscrito Gerard Arduny -también presidente de la comisión- han valorado de forma positiva la apuesta del consistorio como una medida para mejorar la movilidad y la salud de la ciudad y se han sumado a la petición de Sanz de hacer de estos encuentros una oportunidad de sumar ideas y no de bloquear la propuesta por ideologías políticas.

Captura de pantalla 2017 07 24 a las 10.47.43
Recreación de cómo quedaría la prolongación del tranvía por la Diagonal / Ajuntament de Barcelona

LA ORGANIZACIÓN DE COMISIONES

La presentación del informe ha empezado una hora después de dar inicio a la constitución de la primera sesión por discrepancias en la organización de la comisión. Todos los grupos políticos excepto PSC, Barcelona en Comú y la CUP han pedido ampliar el número de encuentro pasando del mínimo de seis planteados por la presidencia a un total de 10.

El presidente de la comisión, el regidor no adscrito Arduny, ha aceptado contemplar la propuesta dejando abierto el máximo de sesiones en función de la necesidad de debate. En la misma línea se ha expresado Sanz, quien ha considerado que solo si hace falta convocar una segunda sesión sobre un tema en concreto, se podría convocar.

“Marcar seis sesiones y una más con el objetivo de que si hay alguna cosa que se hace corta, podamos hacer una sesión extra para tratarla con más profundidad”, ha propuesta Sanz quien ha apuntado que la voluntad es la de no ser rígidos con el número sino profesionales y operativos para llegar a un acuerdo municipal. A propuesta del grupo municipal de ERC, la presidencia de la comisión también ha aceptado convocar una séptima sesión en la que se analice el impacto metropolitano de la conexión del tranvía por la Diagonal. Por último, Arduny ha aceptado alterar el orden de dos de las sesiones a propuesta de la CUP.