El uso del transporte público metropolitano en Barcelona ha crecido un 2,4 % interanual en el primer semestre de 2018 hasta alcanzar los 522,9 millones de viajes, según informa la Federación Empresarial Catalana de Autotransporte de Viajeros (FECAV).

El aumento de uso del transporte público, según la entidad, se concentra en los autobuses de la Generalitat de Catalunya, que han realizado 19,7 millones de viajes en los primeros seis meses del año, un 5,9 % más respecto al año anterior.

Los autobuses del Àrea Metropolitana de Barcelona han transportado 47,6 millones de personas, un 4,5 % más que en el mismo periodo de tiempo del año pasado. Los buses urbanos de los municipios colindantes de Barcelona han transportado 22,2 millones de pasajeros en el primer semestre.

FUERA DE BARCELONA

Fuera de Barcelona también ha crecido el número de viajeros en autobuses gestionados por la Generalitat hasta alcanzar los 3,5 millones de viajes.

En Lleida, con datos acumulados hasta mayo de este año, se han registrado 798.000 viajeros en los autobuses de la Generalitat, un 1,6 % más. Mientras, en Girona también ha crecido la demanda de autobuses interurbanos de la Generalitat, concretamente, 796.000 viajeros.