Edificios de viviendas en La Mina / GUILLEM ANDRÉS
Edificios de viviendas en La Mina / GUILLEM ANDRÉS

La Mina y Endesa se vuelcan para poner fin a los pinchazos de luz

El programa regularizará unas 150 viviendas con el suministro eléctrico irregular

Guardar
Periodista

El Consorcio del barrio de la Mina (Sant Adrià de Besòs), el Ayuntamiento y Endesa han iniciado una campaña para poner fin a los pinchazos de luz, una problemática que preocupa a las autoridades por el riesgo que supone para los vecinos. El programa está destinado a ocho escaleras, un total de 330 viviendas, el 46% de las cuales están en situación irregular.

La previsión es regularizar una escalera cada mes y el programa facilita también la realización de trámites y gestiones para dar de alta el suministro a los vecinos que se quieran adherir, con el objetivo de contribuir a que todas las viviendas tengan un servicio eléctrico regularizado.

CORTOCIRCUITO E INCENDIO

La idea es que una vez tengan el suministro eléctrico legalizado, los vecinos contraten el suministro con la empresa comercializadora que quieran, pero priorizando a Endesa, "que les permite solicitar el bono social".

Lo que más preocupa al consistorio y a la compañía es que "el estado de las infraestructuras eléctricas manipuladas supone un grave peligro para las personas", tanto para el defraudador, cuando manipula el cableado, como para las que viven en el piso o finca, expuestas a sufrir un cortocircuito o un incendio.

Según Endesa, en 2019 ya se hizo en las calles Venus y Saturn del barrio de la Mina, y la iniciativa consiguió regularizar casi el 60% de las viviendas que se encontraban en situación irregular.

 

 

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.