El Instituto Pedralbes de Barcelona se encuentra en pie de guerra contra el Ayuntamiento de Barcelona a causa del nuevo carril bus ubicado en la avenida de Esplugues, que discurre en paralelo a la Ronda de Dalt. Es la calle que pasa por delante del colegio más grande del distrito de Les Corts. El carril entró en funcionamiento la semana pasada y, según el centro, genera atascos en la entradas y salidas de los alumnos.

La regidora de Movilidad, Rosa Alarcón, y el regidor de Les Corts, Joan Ramon Riera, –ambos del PSC– explicaron el pasado 5 de noviembre en una videoconferencia al AMPA y a los responsables del instituto los planes municipales que pasaban por instalar un carril bus en esa avenida en un plazo de tres semanas. El centro se opuso enérgicamente y ya en esa reunión consiguieron que el distrito diera marcha atrás en la intención de habilitar un aparcamiento de autocares.

CARTA DE RECHAZO

El pasado 16 de noviembre la presidenta del Consejo Escolar envió una carta al gobierno de Ada Colau dejando claro su rechazo a crear un pasillo para el autobús en uno de los dos carriles de la avenida. Argumentaban que el transporte privado había aumentado un 30% durante la pandemia y citaban un estudio del RACC. Para el centro la prioridad es aumentar la frecuencia de las dos líneas vehículos que ya llegan al centro público.

Imagen de la entrada del Institut Pedralbes de Barcelona / GOOGLE MAPS
Imagen de la entrada del Institut Pedralbes de Barcelona / GOOGLE MAPS

 

Desde Junts per Catalunya, Iván Condes, criticaba el pasado 3 de diciembre en un pleno del distrito la "imposición sin diálogo"  del consistorio. El regidor recriminó al gobierno municipal que propusiera un párkin de autocares sin saber que el centro no dispone de estos vehículos y advirtió que el nuevo carril "dificultará gravemente el acceso de material logístico y de profesores" en el aparcamiento del instituto.

'NO ES EL MOMENTO'

"Entendemos que hay que incentivar el uso del transporte público, pero quizás ahora no sea el momento más indicado", explicaba el Institut Pedralbes en una carta que jamás obtuvo respuesta. El centro entiende que los padres y madres han preferido llevar a sus hijos al colegio en coche debido a la masificación de alumnos en algunos autobuses que acumulan estudiantes de grupos burbuja distintos.

Condes asegura que la frecuencia actual de las dos líneas de bus que llegan hasta el centro de entre 17 y 20 minutos es "inaceptable" en un instituto con 1.500 alumnos y 300 profesores. El regidor independentista pide reducir esa cifra a una frecuencia de entre 5 y 7 minutos. En la carta el consejo escolar señala que, con el carril bus, el consistorio pretende mejorar la circulación de autobuses que vienen de fuera de Barcelona y que, esto se producirá, en detrimento de los usuarios de Les Corts y Sants.

SIN RESPUESTA

El Institut Pedralbes critica en un escrito reciente que el consistorio y la regidoria de Movilidad no contestaran la carta del 16 de noviembre. "En una ciudad que quiere ser referente en participación ciudadana, representa una falta importante de consideración hacia el centro, el alumnado y las familias.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.