ARCHIVADO EN:

Francisco, un paciente ingresado en Neumología del Hospital Vall d'Hebron de Barcelona, se ha casado con su pareja este jueves en la planta donde recibe cuidados médicos, después de que el juez haya autorizado la ceremonia, que se ha celebrado por vídeollamada.

Él, ataviado con levita, pajarita y camisa blanca, además de los apósitos imprescindibles para sus curas, y ella con un vestido blanco, sencillo pero no exento de detalles románticos, y un ramo de rosas blancas. El personal de enfermería, celadores, médicos y auxiliares se han implicado en la ceremonia y han ayudado en la decoración de una de las salas de descanso, han forrado las sillas, han preparado serpentinas y confeti con trozos de bata estéril y han ayudado a peinarse a la novia para la ceremonia, que ha contado con la presencia de dos testigos. El personal de la limpieza también ha ayudado en el evento y han desinfectado la sala. Aquí el vídeo de la boda compartido por el mismo hospital:

Una jueza ha oficiado por vídeollamada la boda civil de esta pareja, a la que los profesionales de Vall d'Hebron han llevado un ramo de flores y un pastel, y cocineros y auxiliares de hostelería del hospital han colaborado con un menú especial. Mar Sevillano, enfermera supervisora de sistema respiratorio de Vall d'Hebron, ha explicado que "hemos acompañado a la pareja en este momento tan emotivo. Es la primera boda que se celebra en la planta". Desde enfermería "siempre estamos en la primera línea de atención al paciente y nos implicamos en la humanización de las curas", ha añadido.

Por su parte, la doctora Ana Villar, del servicio de Neumología, ha considerado que "la implicación del personal en la ceremonia va más allá de la parte médica, se inscribe en la humanización de las curas y la empatía hacia los pacientes".

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.