ARCHIVADO EN:

Tabarnia nació como una iniciativa humorística, un proyecto que buscaba poner al independentismo "frente a un espejo" para que viera "la absurdidad de sus argumentos". Pero lo cierto es que, con miles de adhesiones a sus espaldas, dicen sus impulsores, este martes ha echado oficialmente a andar. Hace unos días se dispararon las ventas de la bandera de Tabarnia.

La plataforma se ha presentado en una abarrotada rueda de prensa en el Col·legi de Periodistes de Catalunya como "un grupo de presión", contra el independentismo. Según uno de los portavoces, Jaume Vives, "Tabarnia no es una broma ni una ocurrencia, sino la respuesta natural de un pueblo harto de que se diga que no existe y que se ha levantado ante un régimen corrupto", ha añadido. Ada Colau ha calificado la iniciativa de ocurrencia.

Vives ha asegurado que Tabarnia llegará tan lejos como lleguen los independentistas, y si vuelven a proclamar la Declaración Unilateral de Independencia (DUI), promoverán la creación "de forma legal" de nueva comunidad autónoma con el territorio que enmarca Tabarnia, la provincia de Barcelona y una parte la de Tarragona. “La Constitución permite la creación de una nueva comunidad", según el exdiputado del PP y uno de los impulsores de Tabarnia, Joan López Alegre.

Estas son las comarcas que forman Tabarnia, según la plataforma  / PAB
Imagen del ficticio territorio de Tabarnia.

Una de las primeras iniciativa que impulsará Tabarnia será la reforma de la ley electoral para que un voto en Barcelona valga lo mismo que uno de Lleida. "No es justo que se castigue el voto urbano frente al rural. Un voto tabernés vale la mitad que uno de Lleida", sostiene López Alegre, aunque sus impulsores han negado que su intención sea crear un partido político ni decir a cargos electos lo que tienen que hacer.

APOYO A LOS PARTIDOS 

"No seremos como Jordi Sànchez, ni Jordi Cuixart" --ha subrayado López Alegre, en referencia a la presencia habitual de los presidentes de la ANC y Òmnium en las reuniones del Govern de la Generalitat--. Daremos nuestro apoyo a los partidos antiindependentistas para que no desfallezcan y perseveren a plantar cara". 

El acto de presentación de la plataforma, que prepara una gran manifestación en Barcelona un día que sus representantes no han querido avanzar, ha contado con la presencia del dramaturgo y fundador de Els Joglars, Albert Boadella, a través de una plantalla de plasma. El humor es una de las esencias de Tabarnia y Boadella es todo un bufón, el "presidente en el exilio de Tabarnia" que se rió del franquismo, durante la dictadura, y de Jordi Pujol, en los 80.

En un atril en el que se podía leer "Govern de Tabàrnia", y con las banderas de España, Europa y Tabarnia detrás, Boadella se ha presentado, parafraseando a Josep Tarradellas, con "un no sóc aquí" y ha acusado a los independentistas de convertir "el Parlament en el auténtico Teatre Nacional de Catalunya".

Boadella, que vive desde hace años en Madrid, casi no trabaja en Catalunya. Su antinacionalismo catalán lo ha pagado con creces. Una frase de su irónico discurso lo decía todo: Donde nací se llenó de trinxeraires que lo rompieron todo: amistad, familias y negocios". 

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.