ARCHIVADO EN:

La manifestación convocada en contra del partido ultraderechista Vox ha reunido a unas 3.500 personas en el centro de Barcelona, según los cálculos de la Guardia Urbana.

La concentración, convocada por Unitat contra el Feixisme i el Racisme y que ha sido apoyada por unas 200 entidades, ha contado con la presencia de políticos como los concejales Gerardo Pisarello y Jaume Asens, el conseller Chakir el Homrani y los líderes sindicales Camil Ros (UGT), Javier Pacheco (CCOO) y Ramon Font (USTEC), el número cuetro en la lista de ERC a las generales, Joan Josep Nuet o el presidente de Òmnium Cultural, Melcior Mauri.

CONTRA EL RACISMO

La marcha ha dado comienzo en los Jardinets de Gràcia y la manifestación se ha dirigido por el paseo de Gràcia hasta el cruce con la Gran Via. Allí se ha leído un manifiesto en el que se ha criticado "el racismo impregnado en la sociedad, la islamofobia en los medios y las persecuciones policiales".

Durante la manifestación, que ha ido encabezada por pancartas con los lemas "Stop Vox" y "World against racism" se han escuchado consignas como "Santiago Abascal criminal" o "Vox, fascistas, sois unos terroristas".

NO A VOLVER AL PASADO

María Morante, portavoz de Unitat contra el Feixisme i el Racisme, ha exigido que el partido de ultraderecha Vox no esté "ni en las calles ni en las instituciones" y ha llamado a la unidad desde abajo.

Además, ha condenado "el grave intento de volver a un pasado más opresivo", así como "el nacionalismo ultra y excluyente de Vox".

Tras los parlamentos se ha guardado un minuto de silencio por el atentado terrorista de Nueva Zelanda, y se han realizado actuaciones musicales a cargo de Rosa Sánchez y Héctor Serrano a la guitarra y u grupo de Iaioflautas han cantado 'Bella Ciao'.