ARCHIVADO EN:

Las protestas de los CDR se suceden en Barcelona. Como viene ocurriendo a lo largo de la semana, un grupo reducido de manifestantes independentistas (un par de centenares al final) han cortado calles importantes del centro de la ciudad por la tarde, lo que ha vuelto a provocar un caos circulatorio alrededor de las vías afectadas, obligando a la Guàrdia Urbana a montar un operativo.

El jueves fue en Gran Via-Balmes; el viernes, en Aragón-Paseo de Gràcia. Este sábado, como siempre, los manifestantes (con el apoyo de ADIC, Assemblees de Treballadores i Treballadors en Defensa de les Institucions Catalanes) se habían concentrado ante la Delegación del Gobierno en apoyo de los presos en huelga de hambre, su salida de la cárcel, el regreso de los 'exiliados' y, también, para pedir la dimisión del 'conseller' de Interior, Miquel Buch.

Esta vez han decidido ampliar la movilización y cortar más calles del centro de Barcelona. Aunque al principio sólo eran aproximadamente medio centenar de activistas los que han empezado cortando el tráfico, posteriormente sde les han unido más en la confluencia del paseo de Gràcia con la Diagonal

Por medio de Twitter, las organizaciones convocantes -lo hacen cada día a partir de las 19:00- aseguran que estos actos sirven para calentar el ambiente de cara a una gran movilización que pretenden organizar el próximo día 21 de este mes, día en que el Gobierno español ha anunciado que llevará a cabo un Consejo de Ministros  en Barcelona.