ARCHIVADO EN:

El movimiento Vaga Feminista convoca a la huelga del próximo 8 de marzo en Barcelona. Bajo el lema “Ni un paso atrás: "Contra las reacciones patriarcales ante el avance de las mujeres en la consecución de nuestros derechos", según el manifiesto.

En el texto han llamado a plantar cara desde el feminismo a la derecha y la extrema derecha y su "orden patriarcal, racista, colonizador, capitalista y depredador de la vida" en el planeta, para proponer otra forma de ver, entender y estar en el mundo.

MANIFESTACIÓN EL VIERNES POR LA TARDE

Una manifestación recorrerá Barcelona el viernes 8 a partir de las 18.30 horas, y una cabecera integrada por mujeres, lesbianas y trans saldrá del cruce de la avenida Gran Vía con Entença, seguida del bloque mixto, que se concentrará en plaza Espanya, y terminará en plaza Catalunya con la lectura de este manifiesto, música y danza.

El manifiesto hace referencia a la larga genealogía de mujeres activistas, sufragistas y sindicalistas que precede al feminismo actual, así como a los millones que el año pasado participaron en la huelga.

"Pero no es suficiente. Nuestras vidas siguen marcadas por las desigualdades, por las violencias machistas, por la precariedad, por las exclusiones sociales y laborales, por los desahucios de las viviendas, por el racismo y la falta de responsabilidad de la sociedad patriarcal y del Estado en los trabajos de cuidados", han deplorado.

"LIBERTAD DE LAS PRESAS POLÍTICAS"

También ven necesario el fin de la violencia institucional contra las libertades, recordando: "En Catalunya, desde el 1 de octubre de 2017 sufrimos la represión de una política judicial, que criminaliza a las personas por sus ideas. Las feministas siempre hemos estado comprometidas con las libertades y en la defensa de los derechos" de los pueblos.

"Exigimos la libertad de las presas políticas y exiliadas", además de rechazar la criminalización de acciones no-violentas y de protesta social, además de lamentar la justicia patriarcal, que ven heredera del franquismo.