ARCHIVADO EN:

Momentos de tensión los vividos en la puerta del recinto modernista del Hospital de Sant Pau, cuando un hombre que pasaba por la calle ha recriminado a los participantes en la retirada masiva de lazos amarillos lo que estaban haciendo. Al grito de "sinvergüenzas", el hombre ha mostrado su indignación con la acción, a lo que una mujer se le ha acercado mientras le gravaba y le ha intentado apartar con la mano, ante lo que el hombre se ha revelado.

El hombre la aparta con un movimiento brusco con la mano y ella le golpea con la mano en el brazo. Luego él la empuja y aparecen dos hombres que participaban en la retirada de lazos y los separan. Mientras la mujer se retira de la escena, el hombre sigue increpando llamándolos 'sinvergüenzas' y reprochándole a los que lo separan que actúen con la cara tapada.

Finalmente, la tensión se relaja con la marcha del hombre y los concentrados para retirar los lazos amarillos prosiguen con su acto. Algún otro viandante también les ha recriminado que retiren los lazos amarillos, obteniendo por respuesta de los participantes que estos símbolos adoptados para reclamar la libertad de los presos políticos son muy contaminantes.

El acto de retirada de lazos amarillos se ha realizado a las puertas del Recinto Modernista de Sant Pau porque dentro se estaba realizando una conferencia titulada 'La gestión de plásticos en la economía circular', sobre la nueva normativa europea de reducción de plásticos. Los miembros del colectivo 'brigada de limpieza' han tratado de acceder dentro del recinto para hablar con los asistentes a la charla, pero no se lo han permitido, por lo que han seguido protestando desde la puerta.