Ada Colau se ha dejado el lazo amarillo en casa este año. La alcaldesa de Barcelona, con el fin de evitar posibles abucheos, ha acudido a la ofrenda floral a Rafael Casanova del 11 de septiembre con una vestimenta sobria. Así, ha encabezado el turno del consistorio de la capital catalana. Junto con otras formaciones políticas –ERC, JxCat…– ha cantado el himno de Cataluña, Els Segadors, bajo la lluvia.

Este 2019 ha participado en la ofrenda Josep Bou, líder del PP en Barcelona, a título personal: su formación no asistía al homenaje desde 2012, cuando el procés empezó a gestarse. En declaraciones a la prensa, Bou se ha emocionado recordando a Rafael Casanova, una figura histórica "secuestrada durante décadas por el nacionalismo" pese a que fue "un españolazo". Casanova fue, de hecho, "conseller en cap" de Barcelona entre 1713 y 1714 y es considerado un símbolo por su defensa de las instituciones catalanas durante la Guerra de Sucesión. En esta línea, ha pedido que “se celebre una Diada de Cataluña para todos los catalanes”. 

ESCENARIO DE REIVINDICACIONES

Por su parte, la alcaldesa ha asegurado que en su formación se alegran de que Barcelona “sea escenario de reivindicaciones masivas”, ha defendido la diversidad de opinión y ha lamentado la ausencia de los líderes independentistas presos en pleno proceso judicial.

Entre los presentes ha destacado la presencia de Laia Bonet (PSC), Ernest Maragall y Elsa Artadi, como fuerzas independentistas de ERC y JxCat, el teniente de alcalde de Seguridad, Albert Batlle, y otros políticos de Barcelona en Comú, Laura Pérez o Janet Sanz. Tampoco ha faltado la actuación de la Guardia Urbana, que ha realizado la ofrenda. Y, como era de esperar, Ciudadanos no ha participado en el acto ni tampoco la CUP, que opta por hacerlo su formación juvenil, Arran.

BOICOT A QUIM TORRA

Antes de ellos han pasado por el monumento el equipo de Quim Torra, presidente de la Generalitat, a quien han boicoteado poniendo a toda pastilla el himno de España, y Roger Torrent, presidente del Parlament. Cabe recordar que la Diada de 2019 llega marcada por las discrepancias entre Junts per Catalunya y ERC, y los llamamientos a la unidad de la Assemblea Nacional Catalana (ANC).

La manifestación oficial comenzará en la plaza España. Según la ANC, el martes ya se habían inscrito 400.000 personas. Como es habitual, a las 17:14 horas escenificarán su petición de independencia.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.