Ayuda a los niños con síndrome de Down o con otras discapacidades intelectuales a aprender a leer. Ese es el objetivo de la aplicación que han desarrollado dos mujeres emprendedoras de Barcelona, Gemma Fàbregas y Marie Anne Aimée.

La aplicación, a la que han llamado Yo también leo, está diseñada para facilitar el aprendizaje de la lectura y está basada en el método de lectura global, usando palabras asociadas a una imagen, que aprovecha la memoria visual que tienen estos niños.

El método de lectura global parte de la memorización de palabras enteras asociadas a una imagen. Posteriormente el niño aprende que las palabras están formadas por sílabas que a su vez están formadas por letras.

Este es un método probado y avalado por pedagogos de numerosos países y se aplica para el aprendizaje de la lectoescritura de niños con alguna diversidad funcional intelectual.

DOS VERSIONES

Yo también leo esta diseñada para tabletas digitales, que funcionan tanto con el sistema Android como el iOS. El proyecto cuenta con dos versiones, una para los particulares, que se puede descargar de manera directa en las tabletas digitales, y otra profesional.

Imagen de la aplicación Yo también leo
Imagen de la aplicación Yo también leo

Esta última ha sido específicamente diseñada para los centros educativos y para aquellas organizaciones que se dediquen a la educación especial. La aplicación servirá de apoyo a los profesionales, tanto educadores como terapeutas, a crear versiones personalizadas para los niños que vayan a utilizarlas.

APOYO DE LA UOC

El proyecto tiene el apoyo de instituciones como la Universitat Oberta de Catalunya (UOC), que ofrece asesoramiento de expertos de diveros ámbitos, la AMB, que ha financiado el prototipo de la aplicación, Capacitats 21 y Barcelona Activa.

Por el momento, la aplicación contará con versiones en castellano y catalán, aunque está previsto realizar versiones traducidas a varios idiomas.

Las creadoras de la aplicación han iniciado una campaña de crowdfunding que consideran que es un buen camino para poder financiar el desarrollo de la aplicación y llegar a la gente para facilitarles la oportunidad de ser los primeros en tener la aplicación.

PREMIOS

El proyecto, que se empezó a gestar en 2016, ha ganado varios premios, entre ellos del público SpinUOC2017, el premio GEDII Proyect, en enero de 2018, y el primer premio de AMB como iniciativa innovadora de emprendimiento social tecnológico.