ARCHIVADO EN:

Los juegos de cartas son muy populares en Barcelona. Miles de personas se pasan horas compartiendo mesa y tertulia mientras disfrutan jugando a la butifarra, el tute, el mus, el rabino, o si prefieren la emoción y el riesgo, al poker o al blackjack. Sin embargo, hay un juego extraordinariamente popular en otros países que aquí no acaba de arraigar. Y eso que es el único juego de cartas que está reconocido por el Comité Olímpico Internacional como deporte. Es el bridge.

Habitualmente relacionado con la alta sociedad británica, en realidad el bridge surge a partir de un juego de origen español, el Triumphus Hispanicus, que derivó en el trumph and ruff británico, al que incluso hace referencia William Shakespeare en alguna de sus obras, posteriormente en el whist y finalmente en el bridge. Las reglas del bridge actuales las estableció en 1925 el millonario estadounidense Harold S. Vanderbilt. Pero esta ya es otra historia.

La realidad es que en Barcelona existen desde hace años algún club de bridge. Y también una escuela de bridge. La puso en marcha hace unos años Xavi Goberna, apasionado de este juego de cartas que un buen día decidió dedicarse en cuerpo y alma a promocionar y enseñar este deporte.

“Trabajaba cono funcionario y en mis ratos libres daba clases de bridge. Cuando tuve que optar por seguir siendo funcionario o dedicarme al bridge, me decanté por el bridge”, cuenta.

Xavi Goberna es un gran difusor el juego del bridge / CR
Xavi Goberna, profesor y gran difusor el juego del bridge / CR

Empezó dando clases a unos ingenieros de caminos y decidió fundar el club de bridge de Santaló. “Y como me gustaba dar clases y quería promocionar el juego, empecé a enseñar en algunos casales. Luego llegaron los recortes y tuve que dejarlo”.

Sin embargo, el gusanillo no se pierde y optó por abandonar el club de Santaló, “porque el bridge es un juego que en la alta competición es agresivo, y aunque allí tenía muy buenos jugadores que eran clientes, yo prefería dedicarme a un bridge de carácter más social”, y formar su propia escuela, que abrió en la calle Saragossa.

BENEFICIOS

Xavi defiende que el bridge proporciona grandes beneficios a quienes lo practican. “Es un juego que exige concentración y memoria, por lo que ayuda a hacer trabajar el cerebro. Así como en otros juegos de cartas la suerte influye mucho, en el bridge, no. Se juega más con la memoria y la estrategia. Hay que saber usar las cartas y el que mejor provecho sabe sacar de ellas, gana. Hay que tener en cuenta que en el bridge, en cada mesa se juega con las mismas cartas para cada jugador que han jugado en otra mesa”.

Comienza entonces una explicación sobre las reglas del bridge y, aunque al principio cuesta un poco de entender, el esfuerzo de Xavi acaba teniendo su recompensa. Y cuenta como anécdota que varios amigos suyos “a los que invité a jugar, al principio se negaron, argumentando que era un deporte para viejecitas. Después de algunas lecciones y partidas, acabaron enganchándose. No hay que olvidar que el bridge es conocido como el ajedrez de los naipes”.

Una de los principales beneficios del juego es que “contribuye a mejorar la memoria e incluso se dice que sirve para prevenir el alzheimer. Jugar al bridge es como estar en un gimnasio mental, y no importa a qué edad empieces a jugarlo, todo el mundo puede mejorar la memoria”.

ASIGNATURA UNIVERSITARIA

El bridge ha llegado a ser asignatura universitaria y Xavi profesor en la Universitat Autònoma de Barcelona. “He sido profesor de bridge en la Autònoma, donde el bridge era una de las asignaturas optativas en algunas carreras. Luego cambiaron el sistema y desapareció. Pero en algunos países nórdicos sí lo es. Y lo es porque el bridge no solo permite mejorar la memoria, también hace que el individuo se comunique. Bridge quiere decir puente, y el puente es comunicación”.

Xavi cuenta actualmente con unos 200 alumnos “de todas las edades, aunque hay mayoría de personas mayores”. En su escuela también hay gente que no va a recibir clases, solo va a jugar.

Sea como sea, la escuela de bridge de Xavier Goberna es un centro donde no solo se puede aprender a disfrutar del único juego de cartas reconocido como deporte por el COI, también se ejercita la memoria, la agilidad mental y la capacidad de estrategia, además de que se favorecen las relaciones sociales.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.