ARCHIVADO EN:

La construcción de la L9 se retomará en 2022, como ya explicó Metrópoli el pasado mes de junio. Las obras, que acumulan sobrecostes y retrasos, se retomarán en el tramo central. La línea se espera que pueda estar lista totalmente en 2029.

Según recoge este jueves El País, la previsión del Govern es reservar al menos unos 25 millones de euros para retomar las obras. Este dinero es solo una pequeña parte de los 87 millones de euros previstos para terminar las obras de excavación.

946 MILLONES DE PRESUPUESTO TOTAL

Si no cambian las previsiones, los trabajos consistirán en excavar unos cuatro kilómetros entre Manuel Girona y Lesseps. En una primera fase, la perforación llegará hasta Mandri y, posteriormente, hasta la plaza de Lesseps.

Las obras en la L9 en Mandri comportarán restricciones de movilidad / AYUNTAMIENTO DE BARCELONA
Obras durante la perforación del pozo de la calle de Mandri de la L9 / AYUNTAMIENTO DE BARCELONA

El presupuesto total de la obra en su tramo central, entre Sagrera y Zona Universitària, asciende a 946 millones. La perforación de los cuatro kilómetros que faltan permitirá conectar las ramas sur y norte de las L9 y L10, es decir desde Sagrera a Zona Universitària.

PARALIZADAS DURANTE LA CRISIS ECONÓMICA

Las obras de la L9 en su tramo central se paralizaron en 2011, en plena crisis económica. Las primeras estaciones que se espera que entren en funcionamiento serán las de Lesseps, Guinardó, La Sagrera y Sagrera-AVE, en 2026. La de Mandri, entre otras, lo haría en 2027. El coste de la obra sobrepasa ya los 5.900 millones de euros. 

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.