ARCHIVADO EN:

Colectivos de discapacitados se han manifestado este sábado en la playa de la Nova Icària de Barcelona ante la imposibilidad de poder disfrutar del inicio de la temporada de baño.

Pese a que Barcelona se encuentra en fase 2 de la desescalada, el Gobierno liderado por Ada Colau no ha puesto en marcha el servicio de baño asistido que facilita el acceso a las playas a las personas con movilidad reducida.

Ante esta situación, han reclamado disponer del mismo derecho a poder disfrutar de la costa que el resto de barceloneses, que tienen permitido el baño en esta fase de la desescalada.

CRÍTICA DE JXCAT

La concejal de JxCat, Neus Munté, ha asegurado que reclamará al Gobierno municipal la puesta en marcha del servicio de baño asistido, así como asegurar la disponibilidad de sillas anfibias y la asistencia del personal necesario para el baño con apoyo para adultos y niños.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.