ARCHIVADO EN:

La matriculación de vehículos en Barcelona ha caído durante los cinco primeros meses del año respecto al mismo periodo de 2018. Desde el mes de enero hasta el mes de mayo, se han sumado un total de 18.581 vehiculos respecto a los 20.193 que se alcanzaron en esas fechas el pasado año. Estas cifras representan un decrecimiento de 1.612 unidades entre ambas etapas temporales.

TURISMOS

Los turismos son la tipología que más han acusado este descenso de matriculaciones. Los 11.796 automóviles vendidos entre enero y mayo de 2018 han quedado reducidos, este año, a 10.102, una diferencia de 1.694 unidades.

El volumen de ventas, además, fue mayor entre particulares que por parte de personas jurídicas.

MOTOS Y CICLOMOTORES

Motocicletas y ciclomotores han registrado una tendencia distinta en cuanto a matriculaciones se refiere. Si bien es cierto que en el caso de las primeras se ha producido un ligero descenso en el presente año, pasando de 5.624 en 2018 a 5.530 en 2019, en los vehículos de dos ruedas con menor cilindradas se ha seguido el patrón contrario, con un incremento de 917 a 1.298 ciclomotores matriculados en los cinco primeros meses de este año.

En ambos años la mayor parte de compradores de este tipo de vehículos se llevó a cabo por parte de empresas e instituciones.

FURGONETAS Y 4X4

Las furgonetas y los todo terreno también siguieron directrices distintas durante el primer tramo de los años 2018 y 2019. Mientras que este año se matricularon 22 furgonetas más que en el mismo periodo del pasado, la cifra de 4x4 comercializados en 2018 superó en 11 unidades a la registrada entre los últimos meses de enero y mayo.

La tendencia de los compradores, en este caso, también es inversa. Los particulares adquirieron un mayor número de 4x4 y las compañías, de furgonetas.

OTROS VEHÍCULOS

Respecto al resto de tipos de vehículos, el número de matriculaciones registradas durante los cinco primeros meses de 2018 también han sido superiores a los contabilizados en el mismo tramo de este año. Concretamente, las 956 unidades del pasado año se han reducido a 920 en 2019.

TENDENCIA A LA BAJA

Pese a que falta por conocer los datos de la segunda mitad del año, lo cierto es que durante del mes de junio se produjo un descenso de las matricualciones generalizado en toda Cataluña, lo que no es muy esperanzador para que la capital catalana alcance la cifra registrada en 2018, cuando se matricularon un total de 46.164 unidades.