Tras las imágenes vistas de este primer fin de semana de playa en Barcelona y el posterior cierre de cuatro de ellas por sobrepasar el límite de aforo, ha hecho reaccionar a los miembros del Ayuntamiento de la ciudad, que se plantean controlar la situación con sanciones económicas a los bañistas más incívicos. 

El concejal de Emergencia Climática de Barcelona, Eloi Badia, afirmó en RAC1 que el gobierno municipal baraja la posibilidad de multar con sanciones de “entre 100 y 200 euros” a aquellas personas que no respeten deliberadamente la distancia de seguridad por el coronavirus.

SANCIONES DE HASTA 200 EUROS

El consistorio sigue apostando por la “corresponsabilidad” de la ciudadanía, aunque la escena que se vivió este fin de semana ha hecho replantearse la idea a los miembros del Ayuntamiento. Por ello, Badia ha asegurado que “siempre estamos a tiempo” de multar si hay actitudes “de no querer mantener estas distancias” pero espera que en las próximas semanas “no se repita” lo de este sábado.

Una medida que ha comparado con las multas impuestas a aquellos que no respetaban las franjas horarias, por ejemplo, y que están pensadas para paliar la situación que esperan vivir los meses de julio y agosto, cuando la ocupación puede ser "bastante similar" a la vivida este fin de semana.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.