El Ayuntamiento, mediante la Guardia Urbana y los Bomberos de Barcelona, ha iniciado los trabajos de prevención en el entorno del parque de la sierra de Collserola para evitar incendios forestales durante el período estival.

El Parque de Bomberos de Vallvidrera entró en funcionamiento el pasado mes de mayo para reducir el tiempo de llegada de los equipos en caso de incendio, y la Guardia Urbana aumentará el patrullaje en los barrios de montaña para hacer frente a actitudes que puedan suponer un riesgo a la fauna y flora de la zona forestal.

1.800 HECTÁREAS

Los equipos se desplegarán por las cerca de 1.800 hectáreas de superficie del parque que pertenecen a la capital catalana, y que están repartidas entre los distritos de Les Corts, Sarrià-Sant Gervasi, Horta-Guinardó y Nou Barris.

Durante el pasado verano se produjeron 13 incendios en el entorno del Parque de Collserola que pertenece al término municipal de Barcelona, y 0,21 hectáreas quedaron afectadas.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.