El Ayuntamiento de Barcelona ha garantizado la recogida de basura y la limpieza de las calles mientras dure el decreto de estado de alarma. Según el consistorio el servicio está garantizado con 625 personas que trabajarán en la ciudad de lunes a sábado.

La prioridad de los empleados será, junto a la recogida y la limpieza, el vaciado de las papeleras, la recogida de residuos sin contenedores, la limpieza y desinfección de los entornos de los hospitales, centros sanitarios y mercados de alimentación.

SERVICIO ESCALONADO 

Para garantizar la seguridad de los trabajadores, las empresas que ofrecen el servicio evitarán la concentración del persona en los centros y organizará la salida de los equipos de forma escalonada.

Para frenar la propagación del coronavirus, el Ayuntamiento ha decidido cerrar todos los puntos verdes de la ciudad. También se suspende la recogida de muebles y trastos viejos, aunque algunos equipos de limpieza evitarán que residuos voluminosos se acumulen en la calle. 

NO DEJAR MUEBLES 

El Ayuntamiento ha emitido una serie de recomendaciones para la ciudadanía mientras dure el estado de alarma, que se alargará más allá de las dos semanas inicialmente previstas, ha indicado este lunes el ministro José Luis Ábalos

Entre las sugerencias del consistorio se recomienda no dejar muebles en las calles, no dejar residuos fuera de los contenedores y depositar los distintos contenedores de recogida selectiva. 

El gobierno municipal también pide a los barceloneses hacer una compra responsable de productos y planificar bien las comidas para no tener que tirar comida y reutilizando al máximo los productos.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.