La asociación de comerciantes Barcelona Comerç ha advertido que las medidas de seguridad para la reapertura del mercado Dominical del Libro de Sant Antoni son "más severas" que las que se imponen para el resto de establecimientos.

Por ello, han asegurado que éstas pueden afectar a la viabilidad económica del mismo.

TRES MESES DE CIERRE

La entidad ha recordado que el mercado reabrirá este domingo después de tres meses de cierre por la crisis del coronavirus, y ha añadido que la Associació de Paradistes del Dominical del Llibre de Sant Antoni pide a los grupos municipales una gestión "responsable y constructiva" del mismo.

"En 2008, en plena crisis económica, éramos 250 vendedores. En el año 2011, cuando tuvimos que ir al provisional para reformas, quedábamos 105 paradas y desde el 2018, después de siete años de obras, hemos quedado sólo 74 vendedores. Ahora la pandemia ha sido un nuevo bache", ha advertido Barcelona Comerç, que teme una posible desaparición del Dominical.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.