ARCHIVADO EN:

El Ayuntamiento de Barcelona aplaza el cobro del alquiler de las viviendas de su parque público durante los meses de abril, mayo y junio. La medida excepcional afecta a un total de 8.748 familias que viven en régimen de alquiler en viviendas gestionadas por el Institut Municipal d'Habitatge i la Rehabilitació (IMHAB).

No obstante, ello no quiere decir que estas familias se libren del pago de las cuotas. Abonarán el importe de estos tres meses prorrateado en los 18 meses siguientes, es decir, entre julio de 2020 --primer mes de pago-- y diciembre de 2021. 

MISMO MECANISMO EN VPO

La moratoria de tres meses se aplicará también a 1.400 viviendas de protección oficial (VPO) promovidos por el IMHAB, y a los 400 locales comerciales que tiene alquilados el IMHAB situados en los bajos de los edificios que ha promovido. Asimismo, el IMHAB revisará las cuotas de alquiler de aquellas unidades familiares que hayan sufrido reducciones significativas de sus ingresos a raíz de la crisis sanitaria, y las rebajará para adecuarlas a la nueva situación económica en la que se encuentren, aunque no se han dado más detalles al respecto.

Este mismo procedimiento de revisión de cuotas de alquiler lo realizará, en caso de necesidad, la Fundació Hàbitat3 para las más de 250 viviendas que gestiona en el marco del convenio con el Ayuntamiento de Barcelona y la Generalitat.

La medida impulsada por el consistorio barcelonés es casi idéntica a la que ha tomado el Área Metropolitana de Barcelona (AMB), anunciada también este martes. El ente metropolitano ha acordado establecer una moratoria para el cobro de alquileres de pisos y locales durante los meses de abril y mayo con el objetivo de paliar los efectos del coronavirus sobre familias, empresas y comercios.

11.689 INQUILINOS BENEFICIADOS

Por otro lado, el Ayuntamiento también ha previsto ayudas para las familias que viven en pisos de la Borsa de Lloguer de Barcelona, dondel hay 891 viviendas alquiladas.

Para poder afrontar este paquete de medidas, que beneficiarán a un total de 11.689 inquilinos, el Ayuntamiento ha habilitado una partida extraordinaria de 3,5 millones de euros en el presupuesto municipal, ampliable hasta los 5,5 millones.